Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El déficit público cierra agosto en el 3,3% del PIB

La necesidad de financiación de la Administración Central modera su recorte frente a 2009 al 42% pese al fuerte repunte de los ingresos y el IVA

La mejoría de las cuentas públicas continúa, aunque el dato de agosto no ha sido tan bueno como el de julio. Según ha avanzado el secretario de Estado de Hacienda, Carlos Ocaña, el déficit público se ha reducido un 42% a cierre de agosto con respecto al mismo mes de 2009. En total, los 34.849 millones de necesidad de financiación que tiene el Estado en los primeros ocho meses del año equivalen al 3,3% del Producto Interior Bruto, por encima del 2,44% de julio, cuando el recorte sobre la cifra de 2009 era de un 48%.

En términos de caja, una metodología contable que anota los ingresos y pagos que efectivamente se han realizado, el déficit del Estado ascendió a 37.054 millones de euros en los ocho primeros meses del año, frente al saldo negativo de 62.452 millones registrado en el mismo periodo del año anterior.

Según ha destacado Ocaña, el plan de ajuste del Gobierno, cuyo último capítulo se encuentra en los Presupuestos más restrictivos en años aprobados el viernes, continúa dando sus frutos. "La senda de consolidación fiscal da los resultados que cabía esperar", ha afirmado. El principal efecto del ahorro es que el gasto no financiero en términos de caja cae un 4,6%, frente al 2,5% del mes anterior, hasta alcanzar los 115.984 millones de euros. También mejora el apartado de ingresos no financieros, que aumenta un 10% hasta los 110.742 millones antes de descontar la participación de las comunidades y ayuntamientos.

Así, los ingresos impositivos crecieron por sexto mes consecutivo con un 13,8% gracias a las medidas de consolidación fiscal aprobadas por el Gobierno y a las menores devoluciones del IVA, cuya recaudación creció un 66,2%, hasta 31.278 millones. En este apartado, destaca que el mejor comportamiento de este impuesto al consumo, principalmente, y el alza del 5,7% en el IRPF compensan el recorte interanual del 23,5% en el de Sociedades. Sobre el aumento del impuesto, "el dato de agosto todavía no permite valorar el impacto de la subida de tipos", añade el Ministerio de Economía. Sin tener en cuenta el impacto de las medidas de ajuste, la mejora de los ingresos por impuestos sería del 6,9%.

Para final de año, el Gobierno confía en reducir el déficit del conjunto de las administraciones al 9,3% desde el 11,1% de 2009. Del total, la administración central será el responsable de un 6,7% del déficit público. Según ha valorado Ocaña, el Ejecutivo se encuentra "cómodo" con sus previsiones y ha defendido que éstas también son "razonables" para el próximo año, para cuando espera una reducción hasta el 6% del PIB.