Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Solbes: "Estoy convencido de que va a ser un buen año"

El vicepresidente del Gobierno se muestra optimista y apunta a una recuperación en el segundo semestre de 2009.- No aclara su futuro pero asegura que aguantará el tirón

Hace un año la inmensa mayoría de las previsiones económicas erraron, no vieron o minimizaron el impacto de la crisis en la que estamos inmersos. Siempre ha sido arriesgado hacer pronósticos, pero en esta situación aún más. Sin embargo los políticos han empezado el año con más de lo mismo. El propio vicepresidente del Gobierno, Pedro Solbes, se ha mostrado optimista acerca de la situación económica y el desarrollo de la crisis en el año que ahora empieza. "Las perspectivas de uno y otro sitio nos causan una cierta preocupación, pero yo estoy convencido que vamos a tener un buen año. Se han hecho muchos esfuerzos para que las cosas vayan mejor por parte de todos y yo pienso que al final será a ser un buen año", ha asegurado en una entrevista en la Cadena Ser.

Al ser preguntado por el empleo, uno de los temas que más preocupan a los ciudadanos, el responsable de Economía ha dicho que la su recuperación es el "objetivo fundamental" del Gobierno y que "las decisiones de los bancos centrales y las decisiones nacionales que hemos venido adoptando en términos de política fiscal van en esa dirección".

Recuperación en el segundo semestre

Convertido ya en un clásico en todas las entrevistas, el tema del futuro de Solbes también ha aparecido en esta ocasión. A la pregunta ¿Está dispuesto a aguantar el tirón? el ministro ha respondido: "No tengo la menor duda, para eso me quedé".

A pesar del optimismo, la cautela manda y Solbes ha hablado de lo "difícil" que es pensar en buenas noticias que dar en estos momentos. Su análisis, sin embargo, apunta a cierta recuperación en "Sabemos que, lógicamente, el primer semestre todavía tendrá el arrastre del pasado año y que el segundo semestre es donde tenemos más confianza depositada para que las cosas vayan algo mejor". Para terminar ha querido mandar un mensaje a la opinión pública y ha asegurado que en algún momento en toda crisis "las cosas empiezan a remontar y vuelven a la normalidad".