El jamón español también desfila en China

Ocho empresas españolas desembarcan con sus productos ibéricos en el gigante asíatico

El jamón ibérico también se ha preparado para las Olimpiadas. Tras lograr todos los permisos para entrar en el mercado estadounidense, ahora toca competir en China, aunque no estarán todos los que querían. De las quince empresas que optaban a clasificarse, al final sólo podrán comercializar sus productos ibéricos ocho de ellas.

Tal y como destaca el Ministerio de Industri, Turismo y Comercio, aunque conseguir el visto bueno de las autoridades chinas no ha sido fácil, España ha sido el único país del mundo que ha podido negociar con el gigante asiático el jamón, la carne, los despojos y los productos curados dentro del mismo protocolo durante más de 330 días, lo que excluye a los embutidos.

Más información
Un pellizco español a la tarta china

Del total de 15 empresas inspeccionadas, la lista de las autorizadas a exportar sus jaomnes son Mataderos Industriales Soler de Málaga, Patel SA de Barcelona, El Pozo de Murcia, Carnes Selectas 2000 de Burgos, F. Costa Brava de Gerona, Montesano Extremadura de Badajoz, e Ibéricos Torreón y Jamón de Salamanca, ambas de Salamanca.

No obstante, algunas de las siete restantes ya inspeccionadas podrán incorporase más tarde al equipo español una vez se subsanen algunos aspectos. En cualquier caso, para el Ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, "la exportación de jamón es un símbolo pues vendemos 2.000 millones de euros a China, el doble que hace cuatro años, y le compramos 19.000 millones de euros. Es decir el déficit es todavía el más alto de la Unión Europea (UE)".

En este sentido, tal y como recuerdan las propias empresas, la celebración del Año de España en China han logrado multiplicar por seis la inversión española en la potencia emergente tras pasar de 100 millones de euros a 600 millones en este periodo, duplicando las exportaciones.

Según Sebastián, España, que tiene productos de alto valor añadido, busca atraer a parte de los 200 millones de chinos con capacidad de salir al exterior, aunque sólo 2 millones viajan a la UE. En el 2008 españa prevé recibir 60 millones de turistas y solo recibe del orden 20.000 a 30.000 chinos, por lo que "tenemos que trabajar y confiamos mucho en este plan".

"Buen momento" para dar a conocer los productos españoles

Para encontrar el equilibrio, sostiene, "las dos partes queremos trabajar para corregir (el déficit)". "Estamos en un buen momento para que los productos españoles se conozcan, para que nuestras empresas salgan a los mercados más emergentes, y contarán con ello con el apoyo del Gobierno español".

Frente al optimismo del ministro, el presidente de la sección de ibéricos de la Asociación de Industrias de la Carne de España (Iberaice), Julio Revilla, advierte de que si las autoridades chinas siguen el mismo procedimiento de selección, las 40 de las 85 compañías que el Gobierno español consideró aptas para exportar al gigante asiático van a tenerlo muy difícil para entrar en el mercado de este país.

Cuando comenzaron los trámites se configuró un prelistado de unas 200 empresas interesadas en comercializar sus productos en China, aunque sólo unas 160 presentaron finalmente el cuestionario exigido por las autoridades del país. De estos 160 expedientes, el Gobierno español seleccionó a 85 firmas en función de los criterios del Departamento de Certificación y Acreditación (CNCA) chino.

El presidente de Iberaice se mostró también sorprendido por el hecho de que el único matadero español homologado para exportar a Estados Unidos, Embutidos Fermín, no esté en este primer listado de empresas autorizadas, así como las andaluzas Covap o Sánchez Romero Carvajal.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS