Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
VALORES A EXAMEN

Jazttel, equipo de riesgo

El proyecto de Pujals va perdiendo fuelle entre los inversores, a falta de buenos datos de cuota de mercado y de crecimiento de la red propia.- Hasta entonces, unirse a la compañía seguirá siendo una opción no apta para cardíacos

"Bienvenido al equipo de Jazztel". Esa es la frase con la que los operadores de la compañía de telecomunicaciones dan la bienvenida a quienes llaman a los números de atención al cliente. Es la idea que vertebra de la gestión de Leopoldo Fernández Pujals, cuya llegada a la compañía animó bastante al valor en el mercado español, pero que ahora está pendiente de los resultados empresariales. Hasta que no lleguen, el de Jazztel en bolsa es un equipo con mucho riesgo.

Es lo que viene ocurriendo en el último año, en el que la tendencia de las acciones, desde los 1,5 euros de abril de 2005 hasta los 0,53 a los que cotizaba en la sesión de ayer jueves ha sido la misma: bajada suave, pero prolongada. Desde el departamento de análisis de SelfTradeBank, Felipe Mesía reconoce que no hay un precio objetivo establecido para la compañía.

De momento, "no demuestra que sea capaz de cumplir con los objetivos empresariales desde el punto de vista fundamental", afirma Mesía. Y por eso, desde su departamento se reconoce que el valor es el último sitio en el que hay que estar si se tiene una mínima aversión al riesgo. Es, por tanto, un valor donde sólo los inversores más especulativos deberían atreverse a entrar, ya que sigue pendiente de resultados concluyentes que confirmen la viabilidad del proyecto Pujals.

Mirando al futuro, Mesía apunta los dos datos en los que la compañía debe poner el acento para que los títulos suban de precio: en primer lugar, debe enseñar unas buenas cifras de captación de clientes, que demuestren que está ganando cuota de mercado. Y en segundo lugar, tiene que seguir ensanchando el margen a base de utilizar su propia infraestructura en la conocida como última milla. Entretanto, las acciones de Jazztel seguirán en terreno pantanoso.