Cartas al director
i

Ejecutar con piedras o con jeringuillas

Aplicar la pena de muerte con piedras resulta arcaico existiendo métodos tan sofisticados y "humanistas" como la jeringuilla. Y es que un país que quiera estar a la última moda en tecnología debe preocuparse de mejorar el servicio de sus futuros condenados a muerte.

Una mujer va a morir lapidada y falta tiempo para que los focos mediáticos denuncien indignados al régimen iraní. Mientras tanto se comete un "homicidio legal" en Estados Unidos a una mujer que supera en dos puntos el límite que establece el retraso mental.

Las piedras contra Sakineh sirvieron a Estados Unidos para etiquetar al Gobierno iraní de diabólico ante la opinión pública. A Teresa Lewis simplemente le pincharon las venas.

Más información

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 28 de septiembre de 2010.

Lo más visto en...

Top 50