Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Irisarri niega que usase sin permiso la foto de un niño

"Es una vulgar excusa para chantajear a la Administración". Así de rotundo, el alcalde de Ferrol, Vicente Irisarri, terció ayer en la polémica por la fotografía de un menor que el municipio empleó como imagen principal en una campaña publicitaria para la promoción turística de la Semana Santa ferrolana.

Los padres del pequeño, un niño de seis años, acusan al gobierno local de vulnerar los derechos de su hijo y reclaman al municipio 50.000 euros de indemnización por la publicación de la instantánea sin el consentimiento paterno. El regidor socialista precisó que el ayuntamiento adquirió la fotografía "legalmente" con su correspondiente depósito legal, por lo que la responsabilidad no sería "jamás" del municipio, sino de la autora de la instantánea.

"Siento cierta lástima de que haya familias que utilizan a sus hijos con el ánimo de enriquecerse ilícitamente", manifestó el regidor, para explicar que los padres propusieron cerrar un acuerdo "por menos dinero".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 6 de junio de 2009