Entrevista:IÑAKI GOIRIZELAIA | Rector de la UPV

"Yo no tengo capacidad de poner ni quitar titulaciones, sólo un voto"

Iñaki Goirizelaia (Bilbao, 1958), quien hoy cumple tres meses al frente de la UPV, defendió ayer el trabajo de su equipo, que ha cerrado la oferta de 80 másteres oficiales, a la vez que retoma la reforma de los títulos de grado que congeló la interinidad que abrió el fracaso electoral de su antecesor, Juan Ignacio Pérez. El nuevo rector, para quien las universidades españolas "están en buenas manos" tras el nombramiento de Ángel Gabilondo como nuevo ministro de Educación, amplió en una entrevista a EL PAÍS los detalles del proceso de convergencia.

Pregunta. ¿Qué diferenciará y hará atractivo al mapa de grados de la UPV?

Respuesta. No iniciaremos la apuesta por una oferta docente diferente hasta que esté adaptada la existente, pero tenemos muchas ideas en la cabeza. Tendremos en cuenta qué van a estudiar los jóvenes que salen del País Vasco y qué novedades podemos ofrecer en lo que somos fuertes, como las biociencias y las artes escénicas.

"Veo a la mayoría del alumnado expectante, pero tranquilo"
"Veremos qué dar en donde somos fuertes: biociencias y artes escénicas"

Más información

P. ¿Qué explica el atraso en la reforma de los grados?

R. ¿Hubiéramos empezado el proceso antes si no hubiera ocurrido lo que ocurrió en las elecciones de mayo? Sí, ese mismo mayo en vez de en enero. ¿Hubiéramos implantado antes los grados? No, porque hubiera sido una locura aprobarlos antes de tener el decreto del Gobierno vasco y la orden ministerial que regula las ingenierías. De lo contrario, tal vez hubiéramos tenido que modificar lo puesto en marcha. Yo quiero estar seguro de lo que hago. Estamos haciendo un gran trabajo.

P.

El decreto del Gobierno vasco prevé la supresión de cuatro filologías. ¿Lo acatará?

R. No me gusta que un decreto me diga esas cosas, pero un rector no puede decir que no va a acatarlo. También me debo a las propuestas de los centros. Si demostramos que se dan las condiciones para mantener un título apelando al criterio de excepcionalidad que reconoce el decreto, se lo haremos ver al Gobierno. El rector no tiene capacidad para poner ni quitar, sólo tiene un voto en el Consejo de Gobierno. Hay que mantener la docencia en las filologías, pero de forma coordinada y óptima. En otras universidades se han tomado caminos diversos: que los dos primeros cursos sean comunes, unificar varias filologías en un título de Estudios de Lenguas Modernas... La Junta de Facultad de Letras no ha aprobado todavía ninguna propuesta, así que es difícil que el rector las haya rechazado. Nuestro trabajo es coordinar, moderar y ayudar. La Comisión de Ordenación sí puede plantear objeciones si no la encuentra viable. Y es muy difícil que el Consejo de Gobierno acepte un desequilibrio. Los representantes de otras facultades dirían que si unos pueden hacer una oferta en esas condiciones ellos también quieren otro tanto. Pero tenemos tiempo y lo haremos bien.

P. Las críticas a Bolonia crecen en toda España. ¿Espera que se reactiven las protestas estudiantiles en la UPV?

R. Me gustaría llegar a consensos con el profesorado y el alumnado en aquellas cuestiones en las que tenemos competencias, a través de los espacios de debate que estamos abriendo, porque no tenemos competencias para no implantar la estructura de grados y posgrados. Me gustaria canalizar de una forma adecuada las críticas y protestas, pero no está en mis manos. Tengo la sensación de que la mayoría del alumnado está expectante, pero tranquilo con el proceso.

P. Prometió facilitar la compaginación de los nuevos grados con un empleo.

R. Hay la posibilidad de utilizar herramientas telemáticas y habrá que dar una vuelta a los criterios de evaluación. En carreras experimentales o Medicina puede ser complicado, pero somos flexibles y buscamos soluciones.

P. ¿Tienen razón los que sostienen que para ser ingeniero, por ejemplo, habrá que estudiar y pagar más que ahora?

R. Entre el grado y el master estamos hablando de un número de años similar, y a precios públicos. No pensemos en las cifras desorbitadas de los másteres de antes.

Iñaki Goirizelaia, ayer tarde en su despacho oficial en el Rectorado de la UPV.
Iñaki Goirizelaia, ayer tarde en su despacho oficial en el Rectorado de la UPV.LUIS ALBERTO GARCÍA

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 08 de abril de 2009.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50