Francia castigará sin Internet a los 'piratas' culturales

La Asamblea aprueba una ley contra las descargas de música y cine

La Asamblea francesa aprobó el jueves, con el voto contrario de la izquierda, la denominada Ley Antipiratería, encaminada a frenar las descargas ilegales de la Red de películas y canciones. El sistema punitivo llega, tras advertir al internauta en dos ocasiones, hasta la supresión temporal de la conexión a Internet.

Todo empezará con un correo electrónico que servirá de primera alarma. Lo enviará la Alta Autoridad Para la Difusión de Obras y la Protección de Derechos en Internet (Hadopi, en sus siglas en francés), una sociedad creada al efecto. El mensaje informará al internauta de que ha sido pillado y le aconsejará abandonar la práctica por los riesgos que le puede comportar. Si el amigo de descargarse material de Internet persiste, a los seis meses recibirá en su casa una carta certificada. Segunda alarma. En ella, en esencia, se le vendrá a decir lo mismo. Hadopi, según revelaba hace unos días el diario Le Parisien, cuenta con un presupuesto capaz de enviar 3.000 cartas certificadas y 10.000 mensajes electrónicos al día y podrá sancionar, también al día, a 1.000 internautas.

El internauta recibirá dos avisos antes de sufrir el corte de la conexión

Más información

Si el pirata continúa recolectando material considerado ilegal, llegará la sanción definitiva: se le dejará sin Internet, cortándole el abono por un plazo que irá de un mes a un año. El sistema se ha comparado al de retirada del carné de conducir a base de perder puntos. Sus promotores aseguran que la medida, más que represiva, "es pedagógica", de ahí la gradación de los avisos.

El proyecto presentado a la Asamblea por el Gobierno de Nicolas Sarkozy preveía que el infractor seguiría pagando el abono a pesar de tener la señal cortada. La Asamblea lo ha cambiado: se verá sin red, pero no deberá pagar nada. Esto ha desencadenado la oposición de las empresas operadoras de telecomunicaciones: "El Estado no debe cargar sobre los operadores el coste de empresa de interés general que no es achacable a los operadores", aseguraba el jueves la Federación Francesa de Teleoperadores.

La izquierda ha informado de que enviará el texto de la ley al Consejo Constitucional por considerarlo ilegal. A su juicio, entre otros derechos vulnerados, no se puede cortar el acceso de Internet a un usuario a menos que sea un juez quien lo haga. En ayuda del Partido Socialista francés llegaron los diputados del Parlamento Europeo. Hace unos días votaron una proposición que consideraba que tanto los Gobiernos como las sociedades privadas que cortan como castigo el acceso a Internet de un ciudadano violan un derecho fundamental como es el de la educación.

La ley, a la que le falta pasar aún un trámite en la comisión mixta Asamblea-Senado y que será aprobada definitivamente la semana que viene, ha generado una viva polémica en Francia. En apoyo del Gobierno han acudido cantantes famosas como Françoise Hardy o cineastas como Jean-Jacques Annaud, que el miércoles acudió a la tribuna de la Asamblea Nacional francesa a presenciar una sesión del debate.

Un cibercafé de París que pone al servicio de internautas 350 pantallas las 24 horas del día.
Un cibercafé de París que pone al servicio de internautas 350 pantallas las 24 horas del día.AFP

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 03 de abril de 2009.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterFORMACIÓN CON DESCUENTO

Lo más visto en...

Top 50