La nieve vuelve a causar cortes de más de tres horas en carreteras madrileñas

Casi toda España se encuentra en alerta por nevadas, lluvias o fuerte viento

La segunda gran nevada en 20 días provocó ayer nuevamente problemas en las carreteras del centro peninsular, especialmente en las de la Comunidad de Madrid, aunque menos graves que los del pasado 9 de enero, cuando las vías se convirtieron en auténticas ratoneras donde miles de automovilistas permanecieron hasta ocho horas atrapados en sus vehículos. Entre ambos episodios hay una diferencia crucial: la previsión fue en esta ocasión más acertada y la nevada se produjo en domingo, por lo que las carreteras estaban menos transitadas. Aún así, se produjeron graves problemas sobre el asfalto.

Los automovilistas más afectados fueron los que circulaban por las autovías de acceso a la capital en dirección Burgos y A Coruña, de competencia estatal. En la A-6, a unos 25 kilómetros de Madrid, se produjeron cortes de hasta tres horas y media. Cientos de vehículos quedaron retenidos hasta primera hora de la tarde, cuando se restableció la circulación.

Barajas registró una media de 27 minutos de retraso en los vuelos

Más información

En la A-1, los conductores se vieron atrapados durante una hora a la altura de Guadalix de la Sierra, según la DGT. No fueron las únicas complicaciones; también se hubo problemas en un buen número de carreteras importantes de la comunidad, de titularidad autonómica, como la autovía de Colmenar, que, según la DGT, también llegó a estar cortada por la mañana. La eficacia tanto de la Administración autonómica como del Ministerio de Fomento para garantizar la movilidad de los ciudadanos volvió a quedar en entredicho. Aunque también éstos se echaron a la carretera pese a los avisos de no coger el coche.

Protección Civil ya había alertado el sábado a 14 comunidades ante las previsiones de fuertes lluvias, viento y nieve que se esperaban para este domingo. Entre esas regiones estaba la Comunidad de Madrid. La Agencia de Meteorología avisó el sábado (activó la alerta naranja) del riesgo de fuertes nevadas en esa comunidad, con una previsión de hasta 20 centímetros en la sierra. La guerra de las responsabilidades volvió a desatarse ayer, cuando el Gobierno regional acusó a Meteorología de avisar con un minuto de antelación sobre lo que ocurría en la capital, pese a que en la ciudad no hubo complicaciones. Y aún más. El Gobierno madrileño emitió un comunicado en el que acusaba a Fomento de rechazar máquinas quitanieves para limpiar la calzada en la A-6. Los populares cargaron contra la ministra Magdalena Álvarez, a la que calificaron de "incompetente". Mientras, las asociaciones de conductores consideraron inadmisible la situación. Fomento puntualizó por la noche que el ministerio había desplegado "quitanieves suficientes", que el ofrecimiento de máquinas por parte de la Comunidad de Madrid se produjo a las 14.30, "cuando en la A-6 ya estaban trabajando 10 quitanieves" [que resultaron insuficientes], y que el ofrecimiento se lo habían hecho a Protección Civil, no al ministerio. Por segunda vez en 20 días, las culpas vuelven a quedarse huérfanas.

Trece puertos de montaña de la red secundaria estaban cerrados en toda España. La nieve entorpeció también la circulación en media docena de carreteras de las provincias de Valencia y Castellón, y afectó a varias vías de Castilla y León. En Andalucía, el viento y la lluvia causaron importantes daños. Tres carreteras en Cádiz, Jaén y Granada fueron cortadas, y se cortó el tráfico de barcos rápidos entre Algeciras y Tánger. En Estepona (Málaga), donde se produjo un pequeño tornado, resultaron heridas leves cinco personas.

El tráfico aéreo también se vio afectado por el temporal. En el aeropuerto de Barajas se produjo un retraso medio de 27 minutos en los vuelos, según AENA, aunque "no se efectuó ninguna cancelación". La misma fuente explicó que la diferencia entre lo ocurrido ayer y lo que sucedió el 9 de enero, cuando se tuvo que cerrar el aeropuerto durante cinco horas, es que ayer las previsiones fueron más ajustadas, había visibilidad y la nieve no llegó a cuajar en las pistas. La nieve sí provocó cancelaciones en otros aeródromos, como los de León, Lanzarote, El Hierro y Huesca.

La meteorología adversa también afectó al municipio malagueño de Casabermeja, donde un centenar de vecinos se quedaron incomunicados por la crecida del río Guadalmedina, que cerró el paso a una urbanización y varias casas a las afueras del pueblo.

Con información de E. Granda, A. Berdié, J. Sánchez del Moral, F. J. Pérez, J. Martín-Arroyo y J. Ferrandis.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0001, 01 de febrero de 2009.

Lo más visto en...

Top 50