Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Políticos en 'blogo'

De la televisión de Quintana a las bitácoras de diputados y alcaldes en Internet

Dirigentes políticos que confiesan situaciones emotivas o celebran victorias deportivas con entusiasmo de hinchas. Cargos que soportan críticas anónimas, política y personalmente muy incorrectas. Todo ese mundo, al alcance de un clic. Al menos en los casos en que un político dispone de un blog, una bitácora personal en la red. En Galicia, en la mayoría de los casos, los post (las anotaciones) son reproducciones más o menos retocadas de sus intervenciones políticas habituales. En otros son diarios de campaña que desaparecen al día siguiente de las elecciones. Pero hay algunos ejemplos de verdaderos blogueros que exponen, además de ideas y críticas, sus quehaceres y ocurrencias.

"Debería ser obligatorio en política tener un blog", dice Baltar

Las bitácoras políticas tienen también en Galicia una especificidad. Dentro del nacionalismo, que en la Red tiene una representación muy superior a la presencia en la sociedad, son contados los casos de cargos públicos con blog. Y en un país como España, donde la mayoría de los confidenciales son conservadores tampoco en el partido mayoritario, el PP, hay demasiados representantes. Los más numerosos y más organizados (y quizás un tanto endogámicos) son los del PSdeG, aunque la Red de Blogs Socialistas, un proyecto desde Galicia que llegó a aunar 580 webs de toda España, se acaba de morir "por falta de respuesta y de interés del PSOE".

Hay un general consenso que el pionero fue el diputado autonómico del PSdeG José Manuel Lage Tuñas (jmlage.net/blog), que se lanzó a la red en 2004, poco antes de tener escaño. "Fue por influencia de Miquel Iceta, que había sido de los primeros en tener blog. En el Parlamento de Cataluña, excepto dos o tres, todos los diputados tienen uno". En el de Galicia, en sentido estricto de lo que es un blog, lo tienen tres. Además de Lage, se ha apuntado hace un año su correligionaria Mar Barcón, (barconblog.blogspot.com), que dentro de la habitual endogamia partidista de las webs recomendadas sorprende con inclusiones como la de Los Ángeles Lakers. El tercero es el del vicesecretario segundo, José Manuel Baltar, (www.manuelbaltar.com) popular en todos los sentidos. Baltar comenta de todo, de conciertos a intervenciones parlamentarias, y en su sección de vídeos se pueden encontrar desde uno de Beyoncé y Shakira hasta una rueda de prensa de Alberto Núñez Feijóo.

"No se puede entender actualmente la política sin estar en la red, sin tener un espacio público en el que haya interacción con la gente, lo que se llama política 2.0", afirma Lage. El diputado socialista admite los inconvenientes de combinar un medio de expresión personal con las posturas oficiales del partido, pero no lo de estar más expuesto a críticas. "Siempre me parecen más interesantes las críticas que las alabanzas, en términos de provecho político", asegura. "No es un riesgo, aunque tener un blog es cualquier cosa menos cómodo, porque eres blanco de muchas críticas, y al no tener la red de seguridad de los gabinetes, puedes meter la pata", coincide Baltar, que confiesa dedicar una media hora diaria a contestar los más de 40 correos electrónicos que recibe a diario. "No todos son amables, pero descubres cosas y gente".

Dentro de los parlamentarios, también tienen web en forma de diario desde Feijóo (www.ppdegalicia.org/) o el nacionalista Bieito Lobeira (www.gznacion.com), pero se circunscriben únicamente a aspectos políticos. Anxo Quintana es el único político que tiene un vlog, es decir un videoblog, un canal de televisión propio (quin.tv). Allí, además de la actualidad política, hay reportajes de los famosos Días de los Mayores, opiniones sobre el líder nacionalista, reflexiones propias a cámara... "Se distingue de lo que sale en los telexornais en el contenido y en la forma. Aunque nosotros ponemos las herramientas, el bloguero es él y marca su agenda", señala María Yáñez, de A Navalla Suíza, el grupo que mantiene el Canal Quin. "Tengo la sensación de estar radiando continuamente mis sentimientos, y para una persona introvertida como yo eso supone un esfuerzo, pero entiendo que a la gente, además de las propuestas, sobre todo le interesa el alma de los proyectos políticos, y eso no se puede expresar en los medios convencionales", comenta Quintana.

Otro gremio político que se ha introducido en la blogosfera es el de los alcaldes. El ejemplo más relevante es el del regidor socialista de Fene (el más joven de Galicia, 26 años), Iván Puentes (ivanpuentes.com), que fue bloguero antes que alcalde. "Sigue siendo un blog puramente personal, en el que la política entra en la medida en que es una parte de mi vida". No es fácil separar esas partes: "Un día una periodista me llamó exhibicionista por hablar en este blog de mi madre y de mis sentimientos. Yo contesté que no se trataba más que de ser natural". Aun así, "debería ser obligatorio en política tener un blog", categoriza José Manuel Baltar.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 11 de noviembre de 2008