Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El rascacielos Torre Agbar cambia de propietarios

La inmobiliaria Layetana ha vendido la Torre Agbar, uno de los nuevos rascacielos de Barcelona y sede del grupo de servicios Aguas de Barcelona (Agbar), a Azurelau, sociedad controlada por Antonio Vila y Santiago Oller, ex accionistas de la farmacéutica Almirall Prodesfarma.

A mediados del año pasado, los hermanos Jorge y Antonio Gallardo cerraron un acuerdo para comprar el 21,2% del grupo que estaba en manos de Antonio Vila y Santiago Oller por unos 400 millones de euros.

El informe de gobierno corporativo remitido por Agbar a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), y que ayer avanzó Expansión, detalla que Layetana, inmobiliaria promotora del rascacielos, traspasó el inmueble el pasado 28 de diciembre a Azurelau, compañía que ha mantenido el contrato de alquiler a largo plazo con Agbar.

En el mismo informe se explica que Sergio Pastor, antiguo consejero delegado de Applus+, filial de certificación e inspección de Agbar, cobró una indemnización de 1,41 millones tras ser destituido el pasado 31 de julio por la venta frustrada de la compañía al fondo de inversión británico Candover.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 4 de abril de 2007