Conflictos laborales

El comité de Delphi pide garantías salariales

Los trabajadores de Delphi no saben si cobrarán a partir del mes que viene. El comité de empresa exigió ayer al gerente de la planta, Gonzalo Herrera, que garantice el mantenimiento de los puestos de trabajo y el pago de los salarios mientras que dure el conflicto. Para el presidente del comité de empresa, Antonio Pina, "no basta con que nos diga que va a cumplir con la legalidad, como le ha exigido la Consejería de Empleo". La plantilla quiere, al menos, tener la seguridad de que cobrará cada mes, pese a la incertidumbre sobre su futuro laboral.

Junta y Ministerio de Industria han anunciado que trabajarán juntos en la elaboración de un plan de "rehabilitación industrial" de la bahía gaditana.

A los administrativos de la factoría de Delphi Puerto Real les pagan a principios mes. Ellos ya han cobrado su última nómina. Los operarios, los que trabajan entre las máquinas, suelen cobrar alrededor del día 15. Como los administrativos ya han recibido su dinero, saben que no tendrán problemas este mes pero ignoran qué sucederá el próximo. Es una de sus máximas preocupaciones. Por este motivo, el presidente del comité reclamó al gerente una garantía para que los sueldos se sigan pagando. Según Antonio Pina, el gerente ha tomado nota de esa petición aunque todavía no ha aclarado si la cumplirá.

Ayer los trabajadores volvieron a cumplir sus turnos de trabajo, "con las pilas cargadas después del apoyo recibido en la manifestación de Cádiz", según Pina. Hoy han previsto cubrir sólo los servicios mínimos en la factoría. El resto de trabajadores se concentrará, junto con sus familias, a las puertas de la fábrica.

Al margen de estas concentraciones, los empleados de Delphi no convocarán nuevas movilizaciones por el momento. "Vamos a darles un tiempo para responder. Suponemos que no tendremos ninguna nueva noticia hasta que pase una semana", señaló el presidente del comité.

Las que siguen movilizándose son las esposas de los trabajadores. Ayer se concentraron en El Puerto de Santa María. Y la semana que vienen lo harán en San Fernando. También ayer las mujeres de los empleados residentes en Cádiz decidieron iniciar paros diarios frente al Ayuntamiento gaditano a las 10.30. Su primera protesta coincidió con un pleno municipal, por lo que optaron por acudir a la sesión. "Estaremos aquí cada día para que nadie nos olvide", explicó Inmaculada Palmero, una de las manifestantes.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS