Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
OPINIÓN DEL LECTOR

Marginados en nuestra Universidad

Presidente de la Asociación Melillense de Estudiantes Universitarios. Granada

Desde la Asociación Melillense de Estudiantes Universitarios queremos dar a conocer nuestro más profundo malestar por el desprecio al que muchos ceutíes y melillenses nos vemos sometidos en la Universidad de Granada (UGR), ya que no nos sentimos reflejados como ciudadanos españoles, a pesar de que según los Estatutos de la UGR ésta lo es de Granada, Ceuta y Melilla.

Es insultante e intolerable la omisión, por parte del profesorado, de Ceuta y Melilla como parte de la realidad social, política, institucional que es España y, en ocasiones, negándose a explicarnos por motivos insultantes como los dados por el profesor Conde.

El rectorado ha de intervenir de forma inmediata y decidida, o ¿es que ampara que en las aulas de la Universidad que nos corresponde a los melillenses, aunque estén en Granada capital, se pueda afirmar que el colmo de una mujer es estar casada con un militar, tener tres hijos y vivir en Melilla?

Los universitarios ceutíes y melillenses ante nuestras peticiones de que incluyan a nuestras ciudades en las explicaciones de las asignaturas hemos tenido que llegar a escuchar que no, debido a que somos ¿una parte irrelevante y prescindible? de España, a diferencia de Cataluña o Andalucía, y que no tenemos derecho a quejarnos porque pagamos muchos menos impuestos que el resto de los españoles.

Por mucho que un profesor nos considere una situación colonial insostenible en el siglo XXI, como Gibraltar, los melillenses y ceutíes no somos menos ni inferiores que nadie. No entendemos que si un ceutí o un melillense quieren conocer la realidad institucional, legal y política de su autonomía, no tenga derecho a estudiarla en su propia Universidad.

Sólo nos queda pedir a la ministra de Educación que intervenga, porque los melillenses y ceutíes, que no somos ricos y no podemos irnos a estudiar a Madrid, tenemos que tener derecho a que nuestras autonomías se nos expliquen en la totalidad de Universidades españolas y especialmente en la UGR, ya que las ciudades autónomas no tenemos universidad propia, sólo contamos con la de Granada.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 6 de junio de 2005