Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El 'banco' de la Generalitat y el ICO arropan al Parque Científico de Barcelona

El ICF lidera un préstamo, con participación de Caixa Catalunya, de 60 millones de euros

El Parque Científico de Barcelona (PCB), que casa investigación básica y política industrial, y es una de las infraestructuras que están convirtiendo a la capital catalana en todo un referente en materia de biomedicina, percibirá en breve una fuerte inyección de capital, según fuentes financieras. La institución que dirige Màrius Rubiralta confirmó la existencia de negociaciones avanzadas con el Instituto Catalán de Finanzas (ICF), entidad de crédito público de la Generalitat, el Instituto del Crédito Oficial (ICO) y Caixa Catalunya para la obtención de un crédito sindicado de 60 millones de euros.

El objetivo de esta operación, que, según el Instituto Catalán de Finanzas, se cerrará antes del verano, es impulsar la segunda fase del desarrollo del parque científico, que "así podrá ganar tamaño y podrá también estabilizar su futuro". Fuentes del PCB afirmaron que vienen desarrollándose conversaciones desde hace "unos seis meses" para cerrar la concesión del préstamo.

La participación del banco público de la Generalitat en la negociación que se ultima refuerza el respaldo de la Administración al proyecto. Este apoyo quedó ya claro en diciembre pasado, cuando la Generalitat se incorporó al patronato de la fundación del PCB. Su incorporación, anunciada por el primer consejero, Josep Bargalló, y el titular del Departamento de Universidades, Investigación y Sociedad de la Información (DURSI), Carles Solà, lleva aparejado un desembolso de nueve millones de euros para el periodo 2003-2005. El parque científico acogerá el futuro laboratorio de investigación en metástasis que impulsará el científico Joan Massagué. Y cuando Massagué acordó con el Gobierno catalán este programa, el presidente de la Generalitat, Pasqual Maragall, se comprometió a invertir 28 millones de euros durante los próximos cuatro años.

Empresas y 'bioincubadora'

La segunda fase para el desarrollo del Parque Científico de Barcelona, una estructura para la innovación creada por la Universidad de Barcelona (UB) con el apoyo de la Fundación Bosch i Gimpera y Caixa Catalunya, pasa por multiplicar por tres su superficie actual, con unos 26.000 metros cuadrados.

El plan prevé así alcanzar los 85.000 metros cuadrados entre 2005 y 2008. El proyecto, más allá de contar con más espacio, permitirá ampliar la plantilla y levantar nuevos laboratorios, además de captar más empresas.

Actualmente, el parque, que se encuentra ubicado en el Campus Diagonal, acoge a una veintena de empresas con vocación de explotar el fruto de las investigaciones desarrolladas en el campus.

Además de estas 20 empresas, el PCB cuenta con tres centros de investigación y también con la llamada bioincubadora, para gestar y desarrollar empresas, proyecto en el que el parque va de la mano del Centro de Innovación y Desarrollo Empresarial (Cidem). Las áreas punteras de la investigación se centran en la investigación farmacéutica, biotecnológica, química y en nanobioingeniería, aunque el parque concentra otros centros de investigación en otros ámbitos.

Dificultades económicas

El Parque Científico de Barcelona ha atravesado una delicada situación económica al menos desde hace dos años, y fuentes del sector explicaron hace pocos meses que dichas dificultades habían obligado a los patronos a recurrir a créditos el verano del año pasado y habían precipitado también la elaboración de un plan de viabilidad hasta el año 2009. Este plan incluye, entre otras cosas, el pago de una serie de deudas que el parque asumió a finales de 2001.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 5 de mayo de 2005