Necrológica:Perfil
i

Kevin coyne, cantante de los marginados sociales

Kevin Coyne, cantante y compositor inglés, falleció el 2 de diciembre en Núremberg (Alemania) a causa de una fibrosis pulmonar. Responsable de 40 discos de alta intensidad emocional, Coyne también publicó media docena de libros y desarrolló una carrera paralela como pintor y dibujante. Su personalidad fue recogida en el documental One room man: Kevin Coyne.

Nunca conoció las listas de éxito, como explicó en su áspero Having a party. Kevin Coyne solía recordar que en 1971 le propusieron hacer una prueba para entrar en los Doors, que acababan de perder a su vocalista, Jim Morrison. Respondió que nunca se pondría pantalones de cuero y lo dejó pasar. Por entonces encabezaba una modesta banda británica, Siren, que grababa para Dandelion, fugaz sello del locutor John Peel, donde también sacó su debut en solitario, Case history.

Había nacido el 27 de enero de 1944 en Derby. Como muchos de su generación, pasó por una Escuela de Arte y allí descubrió las posibilidades del blues como forma de expresión.

A diferencia de otros coetáneos, no adoptó la vida bohemia sino que entró en el mercado laboral en 1965 como trabajador social. Sus experiencias en el hospital de Whittingham y en el Soho Project le enseñaron un submundo terrible: enfermos mentales, yonquis, alcohólicos, solitarios, sociópatas libres o encerrados. Toda una gama de seres disfuncionales a los que daría voz en su acerado cancionero.

Ya casado, se centró en la música a partir de 1973, cuando Richard Branson le ofreció un contrato como solista con la naciente Virgin Records; según contaba, fue el segundo artista de la compañía, "tras Mike Oldfield".

Hacia finales de los setenta, coincidiría en Virgin con uno de sus admiradores, John Lydon, entonces al frente de los Sex Pistols. Característicamente, Coyne escribiría una canción, Dynamite daze, sobre otro miembro de los Pistols, el kamikaze Sid Vicious.

La aspereza de su repertorio le convirtió, en sus palabras, en "el Ken Loach de la canción". Durante los años Virgin, grabó con Dagmar Krause, Zoot Money, Carla Bley, Robert Wyatt, Brian Godding, Andy Summers y The Ruts, hasta que las divergencias se hicieron demasiado grandes: aunque Kevin hizo concesiones, llegando a ponerse a las órdenes de Mutt Lange (productor de AC/DC y Def Leppard), no fueron suficientes para la discográfica.

A principios de los ochenta editó discos en Cherry Red y en su propia compañía, Collapse. Un nombre adecuado ya que sufrió una crisis nerviosa, acelerada por un divorcio y el alcohol: "El haber trabajado en salud mental no te prepara para reconocer tus propios problemas".

Unos amigos le ofrecieron acomodo en Alemania en 1985, donde le veían como una figura de culto: "Hasta llegué a actuar en Alemania del Este; me consideraban un cronista de la cara oscura del capitalismo". Allí reconstruyó su vida con la cantante Julia Kempken y desarrolló su faceta de pintor, hizo pinitos como actor, escribió y editó discos regularmente. Se quejaba de que muchos músicos germanos no entendían su gusto por la improvisación y el trabajo rápido, así que también grabó con Gary Lucas, Brendan Crocker y con sus dos hijos, Robert y Eugene Coyne.

Aunque una de sus primeras canciones se titulaba This is Spain, apenas tocó en España, donde sólo se editaron LP como Heartburn y Beautiful extremes etcetera.

Kevin Coyne.
Kevin Coyne.

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 11 de diciembre de 2004.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50