El acusado de matar a un menor en Orihuela alega que fue accidental

J. O. C. M., 22 años, alegó ayer ante un tribunal popular en la Audiencia Provincial de Elche que la puñalada mortal que acabó con la vida de J. A. C. R, de 16 años, en Orihuela, el 26 de abril de 2002, fue un accidente. La defensa del acusado mantiene que éste sí cogió el cuchillo de cocina después de que un grupo de chicos se mofaran de su compañero de piso mientras se encontraba en "actitud amorosa" con su compañera con las ventanas abiertas. También reconoce que llevaba el cuchillo cuando se produjo la herida mortal al menor, pero que fue fruto de la reyerta y al repeler un ataque del menor. El fiscal pide 15 años de cárcel para él y dos años para su suegra, I. A. E. V., por encubrimiento.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS