POESÍA

Poemas por los suelos

SÁTIRAS (El hombre no puede...)

El hombre no puede purgarse de su tema,

Como hace el gusano de seda

transportando su hebra,

Comandante Supremo, ¿dime qué es hombre

Y qué conjetura?

¿Se encuentra la leche del seno ya en la lamentación?

Oh depredadora víctima de la rueda,

Santa Catalina de las rosas, vuelve tu mirada

Hacia donde está la desgracia;

Purga al cuerpo de su miedo,

Como hace el algodón de relleno agitándose en su horno

Para tejer un sudario donde metamorfosearse

Para re-considerarse en él

¿Qué centella de estragos guarda tu miedo?

¿En qué molde de terror te alimentas?

DESAMPARO (Augusta dijo...)

Augusta dijo:

"Si yo hubiera tenido la previsión del topo

Hubiera llevado mis tetas bajo tierra

Más información

Entetadas y colgando como abrigo de cochero.

Y amamantar allí oscuridad, y la cabra;

Como deben hacer las mujeres

Que maman polvo."

QUIÉN MURIÓ ESE DÍA EN DANNEMARA?

Dicen que en el momento de la electrocución, la

víctima se vuelve "algún otro".

"Si el oro se enferma cuando lo pica el mercurio".

¿Qué hace el bajo metal picado por la muerte?

Si campos eléctricos destruyen nuestras conjuras,

Y la decadencia de la gravedad posee la llave;

Si el fuego puede hacer con carne una nueva aleación,

Y cautivos rayos guían ese rumbo,

Si correas de plomo liberan «algún otro» muchacho,

Como los topos más pequeños destapan nuestros ocultos engranajes.

Entonces pregunta al carcelero, ¿qué fundió

El día en que se carbonizó el cinturón de Van Allen?

¿Qué combustible lo hizo resinoso, qué júbilo

Saltó sobre la barrera sónica de la culpa?

DESAMPARO (Mira cómo el trineo...)

ÍTEM:

Mira cómo el trineo de la lengua agranda su boca al salir

Cómo el pulgar del alfarero hace humear su arcilla.

Y cómo el niño cae de cara jugando

Sobre la besadora o nunca besada boca.

El tiempo y el imán lo hacen girar de aquí para allá,

Por lo tanto, cómo debo lamentar, o saber

De esa oscura bolsa donde van y vienen rostros.

El mismísimo beso que duele en las mejillas;

El beso que se ulcera en la palma,

El maculado y el inmaculado

Y todos aquellos que se derivan del daño-

Los que comen pienso en los pastizales de su mano

Dicen

"¡Cada gloria se pudre sola!"

DISCANTE (Mujeres embarazadas...)

Mujeres embarazadas, duras como piedra;

Monumentos para que las ovejas apoyen su frente-

Si tu oído tiene un afinado tímpano

Podría oír

Al feto sollozando sobre su pulgar;

El dolor, el pasajero que fatiga los huesos.

¿Y cómo debo afligirme? Y sin embargo cómo debo afligirme.

Cómo debo afligirme, y sin embargo cómo debería afligirme

Cuando aún no he estado nunca

En ningún jardín cerrado,

Ni tocado al unicornio

Su apagado rayo-

Ni el pisoteado césped

De algún ideado sepulcro ha visto

A María, desde el establo de su vestido

Traer de vuelta a Jesús.

"Noli me tangere"

Después

Las parientas llegaron gritando con circunloquios-

"¡Vuelve, Hijo del Hombre,

Engendra otra vez a mi hijo -su hueso

La sangre y la carne-

Los talones y cabeza que tiran hacia dentro!"

TENDRÍA QUE HABER JARDINES... YA NO HAY ENJAMBRE...

Tendría que haber jardines para viejos en los que quejarse

¿Pues dónde está el gran rizo de toro pavoneándose en la pierna?

Nada tan vencido como la ingle del viejo

Donde ahora cuelga una resentida bolsa,

Un saco de marchitos infantes en su pierna.

Ya no hay enjambre bullendo en él ahora

Su corazón es una colmena

Que ha ahuyentado a todas sus abejas,

Se mantiene vivo

Por estremecimientos;

La reverberación del olvido es su movimiento,

La desintegración ahora lo es todo como movimiento;

No obstante como diestro gato caerá sobre sus cuatro patas

En el paraíso, al revés.

DESCONTENTO

En verdad, cuando me paro a pensar

Que con cuerda de cáñamo yaceré ovillada a la cama,

Consciente de que las nacientes lágrimas de las plañideras

Son meras salpicaduras marinas de la agitada cabeza,

Entonces, como la ardilla que pelea con su nuez,

Con mi acopio para el invierno disputo mi territorio,

Pues nadie cavará madrigueras para compartir mi pan.

TOM FOOL (Tienes la áspera lengua...)

Tienes la áspera lengua del carroñero;

Y yo así te digo

Que la lengua de la golondrina baja

Oportuna y bate el polvo;

Qué valor tiene el hombre-

Y Filomena, tañe su trozo de lengua en su boca

"Para hablar del dolor".

CUANDO LA CARNE QUE BESAMOS SE HA IDO

Cuando la carne que besamos se ha ido

Y diente con diente los amantes verdaderos yacen

En ocioso enredo, hueso con hueso,

¿Llamaríais éxtasis a eso?

No, pero amor en litigio.

En la postrera extremidad,

En duelo con la eternidad,

Postrado amor que pide clemencia,

¡Y complica la engañosa fidelidad!

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 27 de marzo de 2004.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50