Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Benegas exige a Redondo que aplace hoy el debate sobre el futuro del PSE

El sector crítico dice que no apoyará el documento

El presidente de los socialistas vascos, José María Benegas, remitió ayer a su secretario general, Nicolás Redondo, un fax en el que le pedía que pospusiera el debate previsto para hoy para aprobar el documento base que debatirán los militantes socialista en la Conferencia Política de los próximos 16 y 17 de febrero. Benegas critica el procedimiento del debate, destaca el hecho de no haber recibido el texto de discusión y le pide que aplace la ejecutiva al día 26.

A Redondo se le han complicado las cosas en el último minuto. Si el miércoles compareció ante la prensa para asegurar que hoy la dirección del PSE aprobaría su documento base, la petición de Benegas y el descontento en las formas y en el fondo no sólo entre el sector guipuzcoano nucleado en torno al numero dos, Jesús Egiguren, sino entre amplios sectores de la dirección vizcaína, puede incluso forzar hoy mismo a que Redondo se vea forzado a posponer el debate previsto para esta tarde.

Benegas dice en su fax que 'no es la mejor forma de hacer un debate en profundidad y en calma'. Casi todos los sectores del PSE-EE coinciden en que los modos empleados por Redondo para el debate sobre la definición de la estrategia futura del PSE pueden propiciar la 'tumba política' del líder socialista vasco. Redondo preveía que hoy la mayoría de los 29 miembros de la Ejecutiva diera luz verde a su documento, después de haber constatado la imposibilidad de refundirlo con el que previamente había presentado en octubre el número dos del PSE-EE, Jesús Egiguren. El sector vasquista guipuzcoano aseguró que no aprobarán un documento que 'sólo propicia un escenario belicoso, para resistir' y en el que los socialistas abdican 'de la iniciativa política'.

El sector crítico, nucleado en torno a Egiguren, aseguró que no dará el al texto de Redondo y anunció que planteará la batalla en la Conferencia Política para tener el 'refrendo de los militantes, pese a que eso signifique ir a un congreso extraordinario y a elegir otra ejecutiva'. Miembros de la dirección federal no descartaban ayer aconsejar a Redondo que aplace la reunión y fuentes cercanas al secretario general del PSOE reconocían que Redondo, con su forma de actuar, 'había perdido un capital político importante'. En el texto de Redondo se cierra cualquier posibilidad a una consulta a la sociedad vasca sobre su futuro, algo que Egiguren no descartaba si se cumplían unas premisas. 'No somos partidarios de una consulta popular sobre la independencia, la soberanía o la autodeterminación y no la promoveremos en ningún caso', se dice.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 21 de diciembre de 2001