Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El paro baja un 2,76% en abril por los empleos creados en el sector servicios durante la pasada Semana Santa

La tradicional demanda de empleo que genera la Semana Santa en el sector servicios tiró una vez más del mercado laboral andaluz y provocó en abril un recorte del 2,76% en el desempleo registrado en la comunidad respecto al mes anterior. Según los datos publicados ayer por el Instituto Nacional de Empleo, en servicios hubo 7.174 parados menos, en industria 616 desempleados menos, en la construcción 519 parados menos y en el colectivo sin empleo anterior el recorte fue de 1.765 personas; tan sólo se apreció un incremento de desempleados en el sector agrario, con 333 personas más.

En total, las listas del Inem en Andalucía computaron en abril 9.813 parados menos que en el mes anterior. En términos relativos el recorte fue muy similar al que se registró en el conjunto del mercado laboral español (2,75%) por lo que la diferencia entre las tasas de desempleo nacional y regional se mantiene en los tres puntos (12,11% frente a 9,08%).

Los datos del pasado mes de abril también fueron muy parecidos a los que registró el mercado laboral andaluz en años precedentes. Así, en 1998 se produjo un descenso de 16.266 personas (3,74 %); en 1999 bajó en 11.825 (3,06%) y en 2000 bajó en 8.396 (2,3%).

El recorte del paro, en esta ocasión, se dejó notar en el mercado laboral masculino (con un descenso del 3,21%) y en el femenino (con una bajada del 2,43%). El desempleo también bajó entre los menores de 25 años (4,83%).

El paro descendió en todas las provincias; Málaga, Granada y Sevilla registraron los recortes más pronunciados mientras que el mercado laboral de Jaén, muy influido por las tareas agrarias apenas varió su situación respecto a marzo.

El consejero de Empleo, José Antonio Viera, tras conocer los datos del Inem, destacó que el descenso del desempleo fue generalizado en la región y admitió que una buena parte de la bajada del paro se ha producido en el sector servicios como consecuencia de los contratos de Semana Santa. Viera, eso sí, recalcó el buen comportamiento de la industria y de la construcción.

Por su parte, el sindicato UGT valoró en un comunicado el recorte del paro en abril, pero lo atribuyó a las contrataciones temporales de Semana Santa. 'Es un empleo precario y no es suficiente para paliar las altas tasas de desempleo'.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 5 de mayo de 2001