Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ilegales, desatendidos, desconocidos

El presidente de la Asociación de Vecinos Baécula de Bailén (Jaén), Diego Cara, aseguró ayer que la asociación ha denunciado ante las distintas administraciones e instituciones, incluyendo al Defensor del Pueblo Andaluz, "las condiciones inhumanas" en las que habitan los ocupantes de las 30 casas prefabricadas similares a la que ocupaba la familia Tobaruelo. Explicó que las casas fueron construidas hace doce años con carácter provisional y todavía permanecen en pie sin que a las familias que en ellas habitan se les haya dado otra alternativa. Por su parte, el primer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Bailén, José Garrido (PSOE), negó que las viviendas se encontraran desatendidas y agregó que el matrimonio y los cinco hijos que vivían en la casa incendiada estaban en situación ilegal, ya que no eran los propietarios iniciales a los que el Ayuntamiento concedió la vivienda y, por tanto, se desconocía la existencia de esta familia como residente del número 4 de este grupo de casas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 2 de febrero de 2000