_
_
_
_
_

La huelga de basuras de Cádiz acaba tras la mejora del convenio colectivo Se establece la semana laboral de cinco días y se suben los salarios

Hacía las cinco de la madrugada de ayer quedó desconvocada la huelga decretada en el servicio de recogida de basuras de Cádiz, después de que los representantes de la Unión Temporal de Empleo, concesionaria de la labor, y sus trabajadores, alcanzasen un acuerdo en materia de mejoras a incorporar en el convenio colectivo: se establece una semana laboral de cinco días y la empresa ha aceptado la contratación de seis empleados a jornada completa y ocho a tiempo parcial.

El preacuerdo alcanzado fue aceptado de forma unánime por los trabajadores, de manera que poco después, hacía las ocho de la mañana de ayer, comenzaron los trabajos de recogida de residuos de las calles de Cádiz, que ya soportaban un acusado mal olor como consecuencia del depósito de las bolsas durante dos días. Según informó ayer el portavoz del comité de empresa, Tomás Calvo, la "intención" de la plantilla era la de tener normalizada la situación a primera hora de hoy domingo, después de aplicar un plan de choque. El acuerdo contempla mejoras laborales en varios ámbitos. Se establece una semana laboral de cinco días como máximo, de forma que se reduce la jornada para algunos de los trabajadores, que soportaban seis días de actividad. Por otra parte, la empresa ha aceptado la contratación de seis empledos a jornada completa y ocho a tiempo parcial. En el aspecto económico se ha consensuado una subida del 3,5% y un incremento de 5.000 pesetas lineales en la paga de octubre. Una vez conocido el acuerdo, la alcaldesa de Cádiz, Teófila Martínez (PP) convocó a los medios para hacer suyo el pacto y ofrecer una lectura política del asunto: "En estos días nos hemos ocupado de la resolución del problema. En esta ocasión, aunque les pese a los contrincantes políticos, que ya estaban frotándose las manos para utilizarlo en su beneficio, el trabajo nos ha salido bien". Martínez aseguró que "ahora tendrán que buscarse otra escusa para criticar a la alcaldesa y al equipo de gobierno". La primera edil agradeció a las partes el acuerdo y a los gaditanos su comportamiento durante los días de la huelga. Asimismo, portavoces de la lista del PSOE-Nueva Izquierda y de IU mostraron su satisfacción pública por la solución del problema. Con todo, el candidato de Izquierda Unida, Jesús Gargallo, calificó ayer en rueda de prensa de "fascista" las declaraciones de Teófila Martínez, recogidas en la prensa local, en las que aseguraba, antes del desenlace del conflicto, que "habría que correr a gorrazos a los huelguistas". Gargallo reconoció que a nadie le gusta llegar a esta situación, pero afirmó que "a estas alturas de la democracia, decir eso demuestra irresponsabilidad". Para el candidato de IU, con esas manifestaciones se venía a echar fuego, en lugar de buscar la conciliación, que, a su juicio, es la labor de los responsables públicos.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_