Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
SEMANA SANTA 99

Las obras de ensanchamiento de El Molinillo afectarán a la capilla de La Piedad de Málaga

La ermita del XVIII, de escaso valor arquitectónico, es una seña de identidad del barrio

Las obras para ensanchar la calle Molinillo, una vía estratégica de comunicación en el centro histórico de Málaga, van a afectar a la capilla de la Piedad, una ermita del siglo XVIII que, aunque de escaso valor arquitectónico según los expertos, se ha convertido en una de las señas de identidad del barrio de la Cruz del Molinillo. La actuación está incluida en el Plan Especial de la Reforma Interior del centro, aprobado en 1987. El estudio contempla el ensanchamiento de la calle, no sólo para aliviar el tráfico sino para ordenar el espacio urbanístico, ya que los edificios no guardan alineación alguna. Para el concejal de Urbanismo de Málaga, Francisco de la Torre, "se produce un estrangulamiento artificial de la calle, que afecta tanto al tráfico como el ordenamiento de los espacios urbanos". De la Torre admite que la actuación en la zona afectará a la capilla, aunque aún no está decidido cuál será la solución técnica que se impondrá. Miguel Olmedo, hermano mayor de la Cofradía de la Piedad, afirma que la hermandad aún no ha recibido comunicación oficial alguna por parte de la Gerencia de Urbanismo sobre el desarrollo de la actuación, aunque conocen el proyecto municipal: "Entendemos los problemas de tráfico que plantea esta capilla y tenemos, en principio, escasa posibilidad sobre decidir". "Hasta ahora se ha planteado su derribo o, en su defecto, retranquear la capilla del lugar donde ha estado durante dos siglos a otro enclave". Ésta parece ser la posibilidad que se baraja como más viable. El edil de Urbanismo afirma que la solución menos dramática pasaría por la fragmentación de la ermita y su traslado en bloque unos cuatro metros. "Si es necesario, porque así lo entienda la Delegación de Cultura o la comisión provincial de Patrimonio, desde la Gerencia seremos sensibles, como solemos serlo, con estos planteamientos y se retranqueará la ermita en bloque, reutilizando los materiales históricos", indicó Francisco de la Torre. Los vecinos de la Cruz del Molinillo están preocupados por el futuro de esta capilla, que a pesar de que el edificio no esta catalogado como Bien de Interés Cultural, se ha convertido en una seña de identidad de la barriada. "Los vecinos me preguntan qué va a pasar con la ermita y en su mayoría rechazan que vaya a desaparecer", señala Miguel Olmedo. Hace varios meses, la capital malagueña vivió una intensa polémica urbanística por la demolición de parte de la ermita del Monte Calvario, un asunto que llegó incluso a los tribunales. La Gerencia Municipal de Urbanismo abrió un expediente a la cofradía titular del templo por el supuesto derribo de parte de la ermita, algo que siempre ha negado la hermandad aduciendo que hubo un derrumbamiento de los muros. Actualmente y nueve meses después de que se produjeran los hechos, hay un proyecto con una inversión de 18 millones de pesetas para restaurar la ermita que cuenta con el visto bueno de la Delegación Provincial de Cultura de la Junta de Andalucía y cuya licencia de obra era otorgada recientemente por el Ayuntamiento de Málaga.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 4 de abril de 1999