Aznar afirma que hay que huir del victimismo en la conmemoración del 98

Cinco grandes exposiciones dominan las actividades que prepara la comisión del centenario, que se constituyó ayer en Salamanca

En la sesión constitutiva de la comisión organizadora para la conmemoración del centenario de 1898, cuyo pleno se celebró ayer en la Universidad de Salamanca, José María Aznar pidió un enfoque positivo de los acontecimientos del 98 e hizo una llamada a la huida del victimismo, porque "aquellos hombres del 98 abrieron para España las puertas del siglo XX". En la sesión se presentaron los proyectos para el centenario, centrados en cinco grandes exposiciones, la recuperación y restauración documental y diversos congresos.

El presidente del Gobierno, que señaló que "el fenómeno del 98" debe plantearse en su diversidad porque tuvo numerosas y distintas expresiones, mantuvo que "hemos de huir del victimismo, evitando relacionar los hechos del 98 con los lamentos por unas pérdidas territoriales que obligaron a España a vivir con realismo su propio destino". Aznar precisó que "aquellos hombres del 98 abrieron a España las puertas del siglo XX. Los cien años transcurridos sirvieron para introducimos en la corriente del mundo moderno".Para Aznar, los miembros de la generación del 98 reflejaron en su obra "el sentir de un pueblo que despierta espoleado por la crisis". El presidente destacó que España es hoy "aquel viejo pueblo en alza, laborioso y culto, europeo y americano que soñaron los pensadores y poetas del 98", al tiempo que pidió que plumas ajenas no escriban nuestra propia historia".

El pleno de la comisión -que preside la ministra Esperanza Aguirre- contó con la presencia, entre otros miembros, del ministro de Defensa, Eduardo Serra, varios secretarios de Estado, banqueros -Emilio Botín, Alfonso Escámez, José Miguel Sánchez Asiaín y Sebastián Battaner-, editores -Isabel de Andrés y el presidente del Grupo PRISA, Jesús de Polanco- e historiadores -Carlos Seco Serrano, Demetrio Ramos, José María Jover-

Cinco grandes exposiciones, según se comunicó en la sesión, configuran las actividades más destacadas de la conmemoración del centenario: 1898, España fin de siglo: la vida cotidiana, con pinturas, esculturas, libros, prensa y objetos, coordinada por Carmen Iglesias; Madrid 1898, a cargo de J. M. Díez Borque, pretenderá describir la vida cotidiana madrileña a través de la política y las artes; La estética del 98 ofrecerá las novedades de las artes plásticas entre 1890 y 1915, con Javier Tusell y A. Martínez Novillo como comisarios; El sueño de ultramar. España hace 100 años, con Juan Pando como comisario, recorrerá el medio institucional, familiar, corporativo y profesional de españoles, americanos y asiáticos de la época a través de un marcado carácter audiovisual, y, por último, El libro y la literatura en torno a 1900, a cargo de Andrés Trapiello y José Carlos Mainer.

Por lo que se refiere a recuperación y restauración documental, se, dio cuenta de que las acciones alcanzarán al legado documental español en el Archivo Nacional de Filipinas, la creación y edición en CD-ROM de pases de datos documentales sobre el 98 en varios archivos, la elaboración de una guía de fondos documentales para estudiar la guerra hispano-norteamericana, y la publicación de la obra Un siglo de actividad científica española en torno al 98.

En congresos y seminarios figuran temas como El 98, recuerdo y lección, Proyecto Horizonte 2000, y Galdós y el 98.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS