Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Olano asume la herencia de Induráin

El guipuzcoano, favorito a medalla en la contrarreloj del Mundial

Hace sólo un año Miguel Induráin se proclamó campeón del mundo contrarreloj; a su lado, con la medalla de plata, se subió al podio Abraham Olano. Siete meses después, en los Juegos de Atlanta, la escena se repitió. Hoy, el ciclista guipuzcoano, designado por todos heredero del navarro como cabeza de cartel del ciclismo español, comenzará a asumir el protagonismo en solitario en la contrarreloj del Mundial de Lugano (13.20, La 2). Será otra prueba de madurez para el campeón del mundo. Sin nadie que le cubra las espaldas, Olano, de 26 años, tendrá muy difícil la tarea de heredar el oro de Induráin: los grandes especialistas de la lucha en solitario, ausentes en Colombia, llegan con hambre a Suiza.Son pocos, pero duros, los corredores con capacidad de imponerse tras los 40,4 kilómetros en un circuito con dos duras subidas. Pocos, pero también excesivos. Son cuatro: el inglés Chris Boardiman, los suizos Alex Zülle y Tony Rominger, y Olano. Sobra uno para el podio perfecto. "Quedar cuarto es como quedar último", comenta uno de los técnicos. "Más le valdría a Olano quedar quinto si ve lejos de su alcance una plaza en el podio". Sin embargo, todo son conjeturas sin más base que el análisis de los últimos resultados y la impresión, falsa o verdadera, que cada uno haya querido dar a sus rivales durante los entrenamientos en Suiza.

Si los cuatro se encontraran al 100% de su condición, tal como estaban en julio, durante el Tour, el favorito sería Olano. En la carrera francesa sólo los ausentes Ullrich, Riis -que sé concentra sólo en la prueba de fondo del domingo, para la que se considera favorito- e Induráin, quedaron consistentemente por delante del guipuzcoáno. Pero en el ciclismo moderno, el de la temporada disparatadamente larga, el que proclama cada mes a un número uno, eso de la forma es más volátil que el amoniaco.

El hombre de septiembre, en lo que a la lucha individual se refiere, fue indiscutiblemente el inglés Chris Boardman, el especialista entre especialistas, el hombre que el viernes seis puso el récord de la hora por encima de los 56 kilómetros. Aprovechando su entrenamiento específico para el intento y las mejoras aerodinámicas, Boardman dedicó el resto de septiembre a la tarea de arrasar en las contrarreloj que disputó. Tanto que llegó a acomplejar a Olano sacándole más de cinco minutos en los 70 kilómetros del Gran Premio de las Naciones el 21 de septiembre. Pero Boardman levanta dudas: ¿Mantendrá su capacidad un mes después de haber alcanzado su punto máximo? ¿Se volverá loco con el material y repetirá su costoso alarde olímpico, cuando salió con un solo plato en su bicicleta?

Los otros dos hombres de septiembre fueron los suizos Zülle y Rominger, primero y tercero en la Vuelta. Olano apuesta por su compañero de equipo, el viejo Rominger, que otra vez se encuentra ante una de las oportunidades de su vida en ausencia del Induráin que siempre le derrotó. El guipuzcoano no olvida que Rominger corrió la ronda española casi exclusivamente como entrenamiento para su gran objetivo: el arcoiris de Lugano.

En la Vuelta, el líder del Mapei, de 35 años, derrotó en las dos contrarreloj a su compatriota -y ganador de la ronda- Zülle, pero en ambas por escaso margen: 2 y 14 segundos.

Octubre es otro mes, y por ahí entran las -posibilidades de Olano. El guipuzcoano, fiel a su costumbre, mantiene un perfil bajo. Igual que hace un año: sólo habla después de su actuación. "Me falta chispa", dice, remedando una frase típica de Induráin. Está a gusto cuando nadie más que él confía en sus posibilidades. Si le sale bien la jugada, será el triunfo del hombre oculto. Como hace un año con la Vuelta, ha preparado la cita a base de más entrenamiento que competición. Ha tenido 19 días para buscar el punto ideal, aquel en el que confluyan la presunta curva descendente de Boardman con su curva ascendente. Y parte con una ventaja: saldrá el último, con referencias de todos sus rivales. El honor debería haberle correspondido a Induráin, como campeón, pero ¿no quedaba claro que Olano es su heredero?

Horario de competición

14.24 horas, Domínquez,(España). 14.42, Ekimov (Rusia). 14.44, Zülle (Suiza). 14.46, Peschel (Alemania). 14.48, Rominger (Suiza). 14.50, Boardrnan (Reino Unido). 14.52, Olano (España).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 10 de octubre de 1996