Almunia desautoriza al portavoz socialista sobre la declaración de De la Rosa

Joaquín Almunia, presidente y portavoz del Grupo Socialista, desautorizó ayer formalmente a su portavoz en la comisión de financiación de partidos políticos Fernando Gimeno, y aseguró en contra de lo que éste había dicho, por la mañana, que el Grupo Socialista votó la comparecencia del empresario Javier de la Rosa ante la comisión de partidos y mantienen lo mismo que votaron.Gimeno aseguró por la mañana que el Grupo Socialista había decidido proponer a los demás grupos que se reconsiderase el acuerdo tomado en la Comisión de Financiación de los Partidos, de forma que el financiero Javier de la Rosa no compareciera para evitar "ensuciar la vida política".

Almunia dijo que no se trataba de una desautorización a su diputado, sino de "una precisión". El portavoz socialista se mostró firme al insistir en que desean "que venga De la Rosa para. decirle a la cara que deje de ensuciar la vida política".

Jaime Ignacio del Burgo y Felipe Alcaraz, representantes del PP e IU, respectivamente, en la comisión manifestaron ayer mismo su rechazo a la sugerencia de Gimeno. José Juan González. de Chávarri (PNV) dijo que la valoraran en su justos términos.

"Una locura"

Según explicó Gimeno por la mañana, su propuesta no era una marcha atrás en las posiciones mantenidas hasta ahora, sino que respondía al convencimiento de que la situación en que ha entrado la comisión de investigación de las finanzas de los partidos es "una locura" y es necesario reconducirla, para que se puedan lograr los objetivos que se propusieron desde el principio y que son, fundamentalmente, investigar los casos Filesa y Naseiro y proponer una nueva ley de partidos.

El diputado socialista insistió en que si los demás grupos mantienen su decisión de que De la Rosa comparezca ante la comisión, ellos votarán esa misma postura, pero tratarán, por todos los medios, de evitar que el financiero catalán ahora encarcelado acuda al Congreso.

Fuentes del Grupo Socialista explicaron que mantuvieron largas negociaciones con CiU y el PP para que la semana pasada se votase en contra de la petición de Izquierda Unida y de Esquerra Republicana de Catalunya, que proponían la presencia de De la Rosa en el Congreso. Según las mismas fuentes, el hecho de que CiU y PP hayan sido mencionados en algunas informaciones como presuntos beneficiarios de ayudas de De la Rosa llevó a estos grupos a mantener su postura de que nada tenían que ocultar y que De la Rosa debía acudir ante la comisión.

Por parte de Gimeno se insistió ayer en que los socialistas sostienen lo que han venido propugnando desde el principio, es decir, que la comisión investigue sólo los casos Naseiro y Filesa, por entender que son lo suficientemente significativos para obtener las conclusiones que interesan a los trabajos de la comisión.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0010, 10 de noviembre de 1994.

Lo más visto en...

Top 50