Mueren 40 halcones de la familia real Saudí acogidos en Almería ilegalmente

Desde el pasado mes de julio han muerto en Almería 40 halcones que pertenecieron al patrimonio cetrero de la familia real de Arabia Saudí. Las 146 aves -entre ellas dos águilas imperiales- que constituyen la segunda colección halconera mundial han ido agonizando lentamente desde su llegada a Almería: las 106 que subsisten "no tardarán en morirse si prosiguen en éstas condiciones", se lamenta el propietario de la finca que los alberga por "hacerle un favor a un amigo durante un mes".

El 9 de febrero, portados en camiones, desembarcaron en Níjar, en una antigua finca de codornices, los 146 cetreros con que la familia real saudí había obsequiado a la organización británica The Sake Foundation. Partieron del territorio árabe en pleno conflicto del Golfo Pérsico escoltados por dos cazas norteamericanos a la ciudad marroquí de Casablanca. De allí cruzaron a España clandestinamente, sin autorización de entrada. "En aquel momento, le interesó a alguien que la colección entrara al país. Fue un favor político, que ahora ha terminado", explica José Rodríguez Padilla, propietario de la finca que las alberga.

A causa de su tránsito irregular, la Administración española está denegando su salida hacia Gran Bretaña donde The Sake Foundation tampoco obtiene el visto bueno de sus autoridades para un permiso de entrada.

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 10 de noviembre de 1991.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50