Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Isabel Pantoja abre una Mostra de Valencia marcada por la polémica

Isabel Pantoja, cuya película El día que nací yo será proyectada en la sesión inaugural, protagonizará esta noche la apertura de la 121 edición de la Mostra de Valencia-Cinema del Mediterrani que organiza la Fundación Municipal de Cine.El relevo del partido socialista al frente del Ayuntamiento de la capital valenciana por un gobierno municipal del Partido Popular y de Unión Valenciana, que preside Rita Barberá (PP), generó la dimisión de todos los asesores y comités técnicos del festival, así como la de su director, José Marla Morera, que fue sustituido por Lluís Fernández. Pese a que éste manifestó la intención de sacar adelante el programa que el anterior equipo ya había dejado preparado, la polémica desatada por las descalificaciones del nuevo delegado municipal de Cultura, el regionalista Vicente González Lizondo, hacia los anteriores responsables de la Mostra ha afectado sensiblemente al certamen.

En el programa definitivo se respetan los ciclos centrales previstos, dedicados a Jeanne Moreau, Bertrand Tavernier y Marcello Mastroianni, aunque ninguno de los tres homenajeados asistirá al festival. Sin embargo, se han añadido nuevos ciclos dedicados a las películas de terror gore, a los filmes sobre el rock and roll y a los dibujos animados, así como a la producción cinematográfica de la perestroika. Fernández ha justificado la inclusión de estos apartados por la necesidad de cubrir huecos dejados por el presunto boicoteo al festival y por la conveniencia de atraer a un público joven.

Ferreri, sí

El director Marco Ferreri, que ya acudió a la Mostra el año pasado porque fue objeto de un homenaje, será el personaje de mayor proyección. Ferreri presentará en esta edición su último filme, La carne.La sección oficial, de carácter competitivo, de esta l2ª Mostra incluye 14 películas, tres de ellas italianas, dos francesas y una de Marruecos, Israel, Turquía, Palestina, Grecia, Egipto, Siria, Túnez y España, que concurre con Cómo levantar 1.000 kilogramos, de Antonio Hernández.

Una demanda por incumplimiento de contrato anunciada por los ex asesores del festival, la decisión de la crítica internacional de retirar el jurado del certamen y la alarma que en la Federación Internacional de Asociaciones de Productores de Filmes ha suscitado el nuevo enfoque de la Mostra, reconocida como festival especializado en cine mediterráneo, han añadido aún más polémica a esta convocatoria.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 10 de octubre de 1991