Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bush busca en Helsinki la luz verde de Gorbachov Contra Sadam

El presidente de Estados Unidos, George Bush, y el jefe de Estado soviético, Mijaíl Gorbachov, buscan hoy en Helsinki una actitud común para afrontar la crisis del golfo Pérsico, desencadenada por la invasión iraquí de Kuwait, que será la cuestión principal que analizarán en esta tercera cumbre que celebran los líderes de ambas superpotencias. Mientras, el presidente iraquí, Sadam Husein, advirtió ayer a ambos líderes que los invasores de La Meca serán derrotados.

Tras su llegada a la capital finlandesa, Bush dijo que el propósito de la reunión era "reforzar un rumbo común ante la agresión iraquí". Gorbachov calificó la cumbre de "importante aproximación política".El objetivo de Washington, que mantiene una espectacular fuerza militar en la zona del Golfo, es enviar un firme mensaje a Sadam Husein sobre la identidad de objetivos de las superpotencias en su exigencia de que Irak se retire de Kuwait.

Otro mensaje, de sentido inverso, fue enviado por el presidente iraquí a Bush y Gorbachov. Sadam Husein señaló expresamente que "los intentos de restablecer la situación de Kuwait previa al pasado 2 de agosto [fecha de la invasión iraquí del emirato) son impracticables e inútiles". El mensaje, leído en la televisión iraquí, apeló de nuevo a la unidad de la nación árabe.

Por su parte, el presidente del Gobierno, Felipe González, expresó en Suecia su disposición a que tropas españolas participen en una fuerza pacificadora de las Naciones Unidas en el Golfo, una vez resuelto el conflicto.

El ministro de Defensa, Narcís Serra, comunicará hoy en Egipto a la flotilla española que ésta podrá inspeccionar a buques de todas las nacionalidades en la zona asignada, según las nuevas directrices de

Páginas 2 a 5

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 9 de septiembre de 1990

Más información

  • El presidente iraquí califica de inútil la exigencia de la retirada de Kuwait.