Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fraga confirma que la dirección de AP piensa designarle candidato a presidir la Xunta

ANABEL DÍEZ ENVIADA ESPECIAL, El ex presidente de AP, Manuel Fraga, confirmó ayer implícitamente que en la dirección de su partido hay acuerdo en que él sea e próximo candidato a la presidencia de la Xunta. Fraga declaró ayer a este periódico en su residencia de Perbes que todos los "partiditos" gallegos que se autotitulan demócratas tienen la obligación moral de votar a favor de una ley que permita la disolución del Parlamento gallego. "Están que echan las muelas", dijo en referencia a los portavoces de los partidos que han acogido con malestar el anuncio de que Fraga será el próximo candidato al Gobierno autónomo.

"Yo he hablado con Gerardo Fernández Albor sobre mi tema en Galicia", dijo ayer Manuel Fraga para cortar las insinuaciones de que su candidatura se ha lanzado aprovechando la estancia del actual presidente en Buenos Aires. "Hemos tenido los dos conversaciones serias a este respecto, como no puede ser menos en dos hombres de Estado y, desde luego, quien se meta con Fernández Albor se mete conmigo", dijo rotundamente.Fraga prodigó también elogios hacia José Manuel Romay Beccaría, presidente de la Diputación de La Coruña y primer nominador público de la candidatuta de Fraga. "Romay es un hombre magnífico y ha dicho lo que cree que se debe hacer". Para Fraga, en este asunto cada cual ha cumplido con su deber. Confirmó indirectamente que la dirección nacional de AP ha tomado la decisión de que él sea el sustituto de Fernández Albor: "No voy a hacer ningún comentario sobre este particular, pero debe comprender que estas cosas no se dicen a humo de paja".

La posibilidad de que las elecciones se adelanten parece ser la hipótesis en la que AP confila. El gobierno de Fernández Albor se dispone a elaborar un proyecto de ley que permita la disolución de la cámara gallega -competencia de la que gozan en Cataluña y País Vasco-, aunque con el temor de no obtener el apoyo suficiente, al no tener los allancistas de los votos necesarios. En este contexto, Fraga reta al grupo que encabeza José Luis Barreiro, ex vicepresidente de la Xunta, y a los diputados que con él abandonaron AP, para que demuestren "que son demócratas", llamamiento que extiende al Partido Nacionalista de Galicia y a Coalición Galega. A estos últimos los denomina "partiditos", y al grupo de Barreiro directamente "traidores". "Todos ellos deben votar la ley de disolución", sentencia.

El eurodipultado de AP no puede contener la risa al recordar la reacción que han tenido los líderes de estos "partiditos" al conocer su candidatura a la presidencia de la Xuríta. "Están que echan las muelas".

No encuentra que se haya producido una situación anómala por celebrar una reunión con consejeros de la Xurita en ausencia de Fernández Albor. "Son de risa" las interpretaciones hechas, afirma.

Tontos y cantamañanas

Fraga enmarca esta reunión en los encuentros a los que se comprometió en la campaña electoral para el Parlamento europeo. "Dije que iba a visitar las 17 comunidades autónomas para trabajar en la relación que puede tener el Parlamento europeo con los problemas respectivos de cada comunidad y, por supuesto, he comenzado por mi tierra". Fraga muestra la carpeta de documentos utilizados como material de trabajo en esa reunión con consejeros días pasados en Santiago. Todos los documentos llevan el epígrafe Reunión con los eurodiputados gallegos del Grupo Popular en papel con membrete de la Xunta.

"Esta reunión estaba organizada por Fernández Albor antes de marcharse y quiero que quede claro porque hay mucho tonto por ahí que está diciendo tonterías", comenta al tiempo que enseña una carta dirigida a Fernández Albor en torno a los contenidos de esa reunión. "Hay mucho vago y mucho cantamañanas que no se entera que los demás trabajamos". Asegura que su candidatura no responde a aspiraciones personales, sino al deseo de servir a su "patria", a su "madre", a su "tierra dorada", y continúa citando una larga serie de epítetos elogiosos hacia la tierra gallega como los que recita a diario según aseguran.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 8 de agosto de 1987

Más información

  • El ex presidente aliancista llama "traidores" a los miembros del partido de Barreiro