Persiste la confusión en torno a la epidemia de neumonía atípica

Nuevo mentís norteamericano a los rumores sobre la base de Torrejón

«La Embajada de Estados Unidos en Madrid niega categóricamente, una vez más, que estén depositadas en suelo español armas bacteriológicas norteamericanas y, por tanto, que haya habido alguna fuga de este tipo», afirmó ayer a EL PAIS un portavoz oficial de dicha embajada, el cual salió al paso de los rumores que apuntan a la base de Torrejón de Ardoz como posible foco de la epidemia de neumonía atípica que padece este país desde hace veintiún días. «Nunca ha habido ese tipo de armas, según contemplan los tratados conjuntos», añadió la misma fuente, «con lo cual cualquier rumor de este tipo carece de todo fundamento».No hubo traslado de enfermos

El portavoz afirmó también que no se ha producido ningún accidente de aviones norteamericanos en territorio español, y que cualquier historia en este sentido es falsa. Asimismo, desmintió que se hubiesen trasladado enfermos de neumonía atípica desde la base de Torrejón a Estados Unidos ni cualquier punto del mundo. «Simplemente», añadió, «se han efectuado tres traslados de enfermos en los últimos tiempos: uno, de cáncer; otro, de corazón, y un tercero aquejado de tiroides». Los tres salieron por vía aérea desde el aeródromo militar de Torrejón.

Más información

El mismo portavoz oficial señaló que igualmente es falso que se estén enviando alimentos y bebidas desde Estados Unidos para abastecer a los casi 10.000 norteamericanos que dependen de la base de Torrejón. «Unicamente se trae un determinado tipo de leche en polvo que no existe en el mercado español, y los productos habituales norteamericanos que se pueden comprar en otros puntos del país. De hecho, los ciudadanos norteamericanos compran habitualmente sus alimentos en el área de Torrejón, como cualesquiera otros, incluidas verduras y hortalizas».

Asimismo, negó taxativamente que el foco de la epidemia fuese la base de Torrejón, y aseguró que esto es perfectamente comprobable, toda vez que no existe ningún norteamericano hospitalizado -con la excepción de un tal Gibson, de dieciséis años, que se encuentra en el Hospital Provincial de Zaragoza y que recientemente visitó la base de Torrejón-, y porque las autoridades militares españolas están en todo momento al tanto de lo que ocurre en el interior del recinto militar. Igualmente, remitió al alcalde de Torrejón de Ardoz, Lope Chillón -este último desmintió recientemente que el foco fuera la base-, del que dijo la fuente que está asimismo perfectamente informado.

Finalmente informó que no existe ningún científico del Gobierno de Estados Unidos que se encuentre en España tratando de este tema, y únicamente aseguró que el Gabinete Reagan sigue con interés las noticias que se producen en torno a la epidemia. Al ser pre guntado sobre si existía una cam paña de desprestigio montada en torno a la base, aseguró que no lo creía así. «No existe conspiración de ningún tipo. Tampoco creo que sea una campaña de desprestigio. Simplemente, hay algunos medios de información que publican in formaciones equivocadas».

Mentís del Ministerio de Defensa

Por su parte, el Ministerio de Defensa, a través de su Oficina de Información, Difusión y Relaciones Públicas, aseguraba ayer que ningún equipo de científicos había solicitado autorización para realizar ningún tipo de investigaciones en la base de Torrejón. La misma nota insistía en que ese extremo había sido corroborado por el director del Centro Nacional de Virología, de Majadahonda, doctor Pérez Gallardo, si bien el comunicado confundía el segundo apellido de éste.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 21 de mayo de 1981.

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50