Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CIENCIA

Ramón Margalef, ecólogo español, premio Huntsman de investigación

El profesor español Ramón Margalef ha sido galardonado por el Instituto Bedford de Oceanografía de Hallifax (Nueva Escocia, Canadá) con el primer Premio Huntsman de Investigaciones en Ciencias Marítimas, distinción a la que se la denomina el Nobel de Mar. El profesor Margalef, que recibe el galardón por sus trabajos en biología marina, es autor de varias de las leyes fundamentales de la ecología y uno de los científicos mundiales que más ha impulsado esta ciencia.Al conocerse la noticia, la agencia Efe se dirigió a varios especialistas en la materia para valorar la concesión del premio, que lleva nombre del pionero de la ciencia marítima del Canadá, M. A. C Huntsman. Según Fernand González Bernáldez, catedrático de Ecología de la Universidad Autónoma de Madrid, «entre todos los ecólogos que hay en mundo, Ramón Margalef es el más rico, sugerente y original».

Para Fracisco García Novo, catedrático de Ecología de Sevilla «Ramón Margalef es el ecólogo más importante que ha tenido

España y uno de los mejores científicos de este país de todos los tiempos. Reúne varias cualidades relevantes: una mente analítica y matemática que ha permitido llevar las matemáticas y la física a las ciencias naturales y un conocimiento sistemático, lo que ha sido fundamental para llegar a ser más importante ecólogo en organismos acuáticos, tanto terrestres como marítimos».

Ramón Margalef nació en Barcelona en 1919 y comenzó trabajando como botones en el Instituto Botánico de Barcelona. Al dejar ser botones, trabajó como agente de seguros. Entonces ya era conocido en el extranjero por sus tratados de investigación en algas de agua dulce. Una de las piezas fundamentales de estos trabajos era, precisamente, un primer microscopio construido por él mismo. El entonces catedrático de Zoología de la Universidad de Barcelona, doctor García del Cid, y el secretario general del Consejo Superior Investigaciones Científicas, José María Albareda, le otorgaron u beca para realizar su licenciatura con Ciencias Naturales en la Universidad de Barcelona.

En 1952 consiguió el doctorado en Ciencias. Trabajó de 1946 a 1951 en el Instituto de Biología Aplicada de Barcelona, perteneciente CSIC. Llegó a ser director del Instituto de Investigaciones Pesqueras de Barcelona, en 1967. También por estas fechas obtuvo cátedra de Ecología de la Universidad de Barcelona, la primera de España en su género, y unos años después fue nombrado secretario general del Instituto Internacional de Oceanografía, uno de los organismos de la ONU, nombramiento que rechazó afirmando que lo que quería era seguir investigando.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 4 de abril de 1980