Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Real Madrid cierra su pretemporada en Estados Unidos con una victoria contra la Roma

Los de Lopetegui, con goles de Asensio y Bale, vencen 2-1 al equipo italiano una semana antes de jugar la Supercopa de Europa contra el Atlético

Real Madrid International Champions Cup
Bale y Asensio, celebran el segundo gol. EFE

El Real Madrid agotó su última práctica frente a la Roma con un plácido triunfo 2-1. Fue un duelo de clubes huérfanos en el que los de Lopetegui empiezan a superar la partida de Cristiano Ronaldo, pero los de la Roma padecen la salida millonaria del portero brasileño Allison. El conjunto merengue pone en la mira al Atlético a quien se enfrentará en la Supercopa de Europa. 

El club blanco, camuflado de un rojo coral, amoldó la cancha del MetLife Stadium en Nueva Jersey, donde una fuerte tormenta obligó a esperar media hora para el inicio del partido. Julen Lopetegui aumentó la madurez en su equipo durante la pretemporada al mandar a la portería a Keylor Navas, en la defensa reapareció Ramos y junto a él estuvieron Nacho, Carvajal y el juvenil Reguilón. En la médula, volvió a confiar en Kroos y Cabellos; en los extremos Bale y Asensio; Isco seguía la sombra de Benzema como punta.

El espectáculo del Madrid deleitó a los aficionados norteamericanos y en el minuto con 24 segundos Gareth Bale dispuso un pase al hueco a Marco Asensio que terminó en un gol que delató el entumecimiento de los zagueros del equipo italiano. Al cuarto de hora, Bale asumió el protagonismo desde el costado derecho al trazar una diagonal hacia el centro, avanzar y chutar para dejar de rodillas al meta sueco Olsen.

Tras los goles, la Roma despojó a los merengues del balón para intentar desestabilizar la última línea rival. En un balonazo rutinario, Keylor Navas le puso una pizca de suspenso al partido cuando, de forma irreverente, salió del área para bajar un balón con los pectorales. La tribuna con alta presencia latina se volcó con el costarricense, el cual mira de reojo la llegada del belga Thibaut Courtois. La Roma poco pudo replicar con Javier Pastore como motor del equipo.

El segundo tiempo sirvió, como el resto de la International Champions Cup, para ser un campo de pruebas para los entrenadores. Eusebio Di Francesco le dio minutos a su portero suplente, Mirante, e incluso para Justin Kluivert, el delantero que continúa con la dinastía de su padre. Lopetegui volvió a mirar a la juventud de su equipo para que Marcos Llorente y Javier Sánchez ingresaran. Luego llegó una oleada de sustituciones: Vinicius Jr., Mayoral, Lucas Vázquez y el uruguayo Fede Valderde. El carrusel de cambios no afectó a Navas.

El Madrid se cuidó de más frente a la Roma en el segundo acto. Ambos conjuntos aflojaron sus esfuerzos. Reguilón, con nulas aproximaciones al ataque, salió del campo rengueando. A nueve minutos del final, Nacho salió entre molestias musculares del campo. En la ofensiva merengue,  Vinicius llevó al límite sus intentos de dribles contra los centrales Manolas y Juan Jesús, sin efecto. Fue hasta el minuto 83 cuando un centro de izquierda a derecha le quedó al holandés Kevin Strootman quien perforó el bloqueo del portero para el 2-1.

Los chicos de Lopetegui concluyen su gira por Estados Unidos con una serie de experimentos en el primer equipo y con un par de triunfos - este contra la Roma y el 3-1 a la Juventus- y una derrota contra el Manchester United por 2-1. La siguiente semana, la nueva era del Madrid probará su método frente al Atlético.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información