Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

“No hay uno que no trabaje”

Simeone destaca la estrategia y Pizzi admite que los rojiblancos tienen “mucha más solidez”

Courtois se estira para realizar una gran parada. Ampliar foto
Courtois se estira para realizar una gran parada.

“Al Atlético hay que tenerle más cuidado cuando vos atacas que cuando ellos atacan, pero el otro punto fuerte suyo es la pelota parada”, analizó el entrenador del Valencia, Juan Antonio Pizzi. “El Valencia juega muy bien”, piropeó Diego Simeone, técnico del Atlético, a su rival. “Pone mucha gente por delante del balón, contrarrestamos eso con cinco en el medio para tapar sus bandas. En el primer tiempo estuvimos cómodos, después del gol el Valencia tuvo un buen momento y nos defendimos con orden. Llegó el gol de Raúl. Síntesis: un equipo de hombres. Gracias enormes a todos. No hay uno que no trabaje para el equipo. Después de un partido enorme [ante el Barça en la Liga], estuvimos muy bien otra vez. El trabajo del profe [el preparador físico] y sobre todo de ellos”.

Sobre el debutante Sosa, el preparador rojiblanco declaró: “Mostró un par de detalles: la asistencia a Raúl en el disparo al palo. Irá creciendo como 10”. Y no quiso darle mayor importancia a la eliminatoria de Courtois. “Todos en general disputamos una gran eliminatoria”. La estrategia del Atlético volvió a ser decisiva. Y el técnico lo resumió así: “Buenos golpeadores y buenos cabeceadores. Trabajamos bien ese aspecto y es una herramienta importante cuando hay muchos partidos, martes-domingo, martes-domingo”. “La carga de partidos empieza a aparecer”, reconoció Simeone, “pero hay que descansar, repartir el esfuerzo y saber correr”.

La carga de partidos empieza a aparecer"

Simeone

“El error arbitral”, expuso Pizzi, “al ceder un córner inexistente y la desconcentración en las áreas con el gol de Godín marcaron el partido. La mayoría de los partidos del Atlético van por este camino y no supimos meterle mano”. El gol de cabeza de Godín vino precedido de un saque de esquina inexistente, según los valencianistas. “Guaita no la tocó, fue saque de puerta, pero no podemos estabilizarnos ni futbolística ni anímicamente. Los errores arbitrales existieron siempre y si nos agarramos a este, rehuiremos nuestra responsabilidad. Empieza otra jugada y no podemos volver a cometer errores y los cometimos”.

“Nos ha ganado un equipo”, reconoció Pizzi, “que tiene muchísima más solidez. Para superar eso, tenemos que estar al límite de nuestras posibilidades. Si no es así, te gana. Es difícil ser optimista. Lo único positivo es que vamos a tener más tiempo para trabajar entre semana. Me voy muy dolido de esta derrota”.

Pizzi se dejó fuera de la convocatoria a Canales y a João Pereira. En el caso del volante cántabro fue una ausencia significativa. Venía de un partido muy desacertado en Balaídos frente al Celta (2-1) y ya había quedado fuera de la lista en la primera citación del técnico argentino, ante el Levante en Mestalla (2-0). El cuerpo técnico lo ve fuera de forma, demasiado musculado, como consecuencia de una preparación específica para evitar nuevas lesiones (había sufrido dos muy graves de ligamentos de la rodilla casi consecutivas). Y el chico quiere irse del Valencia. Está convencido de que si no juega 20 partidos seguidos, no volverá a ser el que fue en sus arranques en el Racing. Les ha dicho a sus representantes que le busquen equipo.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información