El reportaje más largo de Samanta Villar

En '9 meses con Samanta' la periodista muestra su propio proceso de embarazo

Para Samanta Villar, su nuevo programa ha sido "el más difícil y la experiencia más larga" que ha tenido en su vida. Tras varias temporadas al frente de 21 días, sabe con creces lo que se siente al meterse de lleno en el epicentro de las historias. Su último trabajo periodístico le ha costado bastante más tiempo y esfuerzo que ningún otro. Villar ha querido narrar el proceso completo de un embarazo, todo lo que vive una mujer en esa etapa, sin cortapisas. Y, como acostumbra a hacer, experimenta la sensación en su piel. El resultado se llama 9 meses con Samanta. El programa se estrena mañana miércoles (22.30) en Cuatro y muestra los momentos más significativos de la gestación de la presentadora.

Más información

Ella misma se confiesa ideadora del formato. "Siempre me había llamado la atención la imagen de la madre incondicional que me encontraba en muchos reportajes. En muchos de ellos, los más dramáticos, aparecían representadas como una figura luchadora e incondicional, la persona que tira del carro en cualquier situación", relata Villar. La idea de que la maternidad protagonizara una de sus investigaciones le venía rondando hace mucho, incluso lo tenía hablado con los responsables de la cadena. Pasó tiempo hasta que se quedó embarazada, a través de la reproducción asistida, y pudo iniciar su nueva aventura televisiva.

A los que puedan criticar esta especie de reality show que se adentra en una parcela tan íntima de su vida, la reportera les explica las razones que la han llevado a dar forma a este programa. "Es una historia muy bonita, y mi trabajo es contar historias. Yo no puedo evitar verlo todo desde el prisma del periodismo", relata. "No puedo olvidarme de mi profesión cuando se acaba mi horario de trabajo", apostilla Villar. En su nueva aventura televisiva ha contado en todo momento con el apoyo de su pareja y su familia. "El padre de mis hijos también es periodista. Los dos somos como somos porque nos han educado así. El valor, por encima de todo, es el respeto. Con esto no hacemos daño a nadie, y no hay que planteárselo como algo negativo", señala.

Durante los nueve meses, Samanta Villar ha grabado cámara en mano, siguiendo la estela de 21 días y Conexión Samanta, todo el proceso de su embarazo: desde los momentos más entrañables a los más duros. Como era su idea al embarcarse en el proyecto, trata de desmitificar todo lo que gira en torno a la gestación. "La maternidad no es ese proceso idealizado que nos cuentan", señala. Reivindica también que es positivo que se cuente, que se enseñe la otra cara. "Si no se muestra, se genera un tabú y un estigma en las mujeres que no lo viven así. Un embarazo no es tan bonito, es duro, y hay momentos horribles". Pone como ejemplo los que padeció ella los primeros meses de su gestación, tres meses de náuseas continuas y hormonas revolucionadas.

El programa comienza con el test de embarazo. "¿Estás embarazada?", pregunta estupefacto el novio de la periodista cuando ella le enseña la prueba que confirma que van a ser padres. Y acaba con el parto, como explica Villar. La periodista catalana dio a luz en marzo a los mellizos Damián y Violeta. Lo que sigue ya no se verá en televisión, aunque ella asegura que habría otro tanto que mostrar al público. "Nadie te cuenta el postparto, yo tampoco he podido hacerlo porque estaba de baja. Pero debería plantearse. Esa historia da para otro programa".

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción