Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

España es país para ‘ninjas’

'Águila Roja’ regresa mañana a La 1 de TVE con su sexta temporada

España es país para ‘ninjas’

Una serie familiar situada en el Siglo de Oro, protagonizada por un ninja enmascarado y que mezcla aventura, acción, drama y comedia. Así vendió Águila Roja el guionista y productor Daniel Écija a TVE. “Si la comparamos con cualquier ficción del mundo, sigue siendo única, no tiene parangón”, apuntó durante el Festival de Televisión de Vitoria el que también es presidente de Globomedia, responsable de que esta “audaz propuesta” alcance mañana (22.30) su sexta temporada en La 1. “Todavía queda mucha vida por delante, muchos personajes y tramas”, anunciaba el creador al recordar que todavía tienen mucho Águila Roja en la recámara.

Pero ahora, con cinco años en antena y una película a su espalda, la nueva temporada no hace más que ahondar en la exitosa receta que semana tras semana engancha a más de cuatro millones de espectadores. Un logro nada habitual para la pública en el disputado horario de máxima audiencia actual. Más acción, escenas de cámara superlenta a lo Spartacus, viajes por mar, un gigantesco tornado y un reparto que, reconocía Écija, “es uno de los más fieles de la televisión”, son la fórmula para tratar de demostrar que la historia va a más. Pese al recorte presupuestario, la serie tratará de crecer no solo en espectacularidad, sino también en lo personal. “Queríamos cerrar tramas que el espectador lleva tiempo pidiendo”, subrayaba Écija, que aplaudió la labor de Pilar Nadal, productora ejecutiva y cocreadora detrás del día a día del rodaje.

De este modo, el comisario (Francis Lorenzo) descubrirá que Gonzalo (David Janer), su enemigo mortal, es también su hermano. El héroe, que clama venganza por el asesinato de su madre, se atreverá, por su parte, a pedir matrimonio a Margarita (Inma Cuesta), y la marquesa de Santillana (Miryam Gallego) regresará para tratar de recobrar su poder, tras haber dado a luz al bastardo de Felipe IV (Xabier Elorriaga). Bajo su protección está el que un día podría reclamar el título de rey.

El elenco, sin embargo, no deja de crecer, con las incorporaciones de Carles Francino, que interpreta al monseñor Adrián, un enviado del Vaticano que llega a Madrid para tratar de dar con la descendencia de Cristo; Edu Soto, en la piel del caprichoso primo del rey, y Cristina Pedroche, que hace sus pinitos en el mundo de la actuación como Juana, una prima que llega a consolar a la marquesa. Se mantendrán, además, incorporaciones de la quinta temporada como Loles León y Carlos Areces.

Tampoco faltará en Águila Roja un elenco de enemigos dignos de esta casi caricaturesca España del siglo XVII: indígenas llegados de América, monjes satánicos, caníbales ocultos en el bosque e incluso la implacable Inquisición. Todo sobre paisajes como la costa levantina, los montes nevados de la sierra madrileña o el monasterio de El Escorial, que siguen dando grandeza a una producción con aires de superproducción.

Los 13 episodios que arrancan el jueves, y que conforman la sexta temporada, no serán los últimos de la serie, ya que la séptima entrega, de otros 13 capítulos, está también rodada y se estrenará previsiblemente a lo largo de 2015. “Es un proyecto atrevido que demuestra que estamos en una industria madura. Una televisión pública dispuesta a innovar debería apostar por productos así”, señaló Écija. “Hemos aprendido a hacerla y ahora está en su mejor momento”.

Fe de errores

En una primera versión de este artículo se decía que la sexta temporada de Águila Roja estaría compuesta por ocho capítulos, dato que es incorrecto: la nueva temporada de la serie constará de trece episodios.