Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La trastienda de ‘Todo por la radio’

‘La ventana’ ofrece el humor más surrealista de las ondas P Toni Martínez, Javier

Coronas, Especialistas Secundarios y El Mundo Today diseccionan la actualidad

Los presentadores radiofonicos del programa de Cadena Ser Especialistas Segundarios Iñigo, Armand y Naneh acompanados por Toni Martinez y Susana Ruiz.
Los presentadores radiofonicos del programa de Cadena Ser Especialistas Segundarios Iñigo, Armand y Naneh acompanados por Toni Martinez y Susana Ruiz.

Es, probablemente, la media hora más elaborada e ingeniosa de las ondas. Un espectáculo satírico en el que Toni Martínez, Especialistas Secundarios, Javier Coronas y El Mundo Today desmenuzan la información, crucifican a los políticos y hacen humor surrealista. Ellos son los artífices de Todo por la radio, la sección más hilarante de La ventana, y han contribuido a que este programa supere el millón de oyentes. Empezaron hace cinco años en Hoy por hoy, pero se mudaron en bloque cuando la SER puso en manos de Carles Francino el magacín de tarde. “Sin saberlo, la SER se ha juntado con la gente más surrealista y desquiciada para hacer humor”, dice Coronas.

Javier Coronas (izquierda) junto a Carles Francino, en los estudios de la cadena SER.
Javier Coronas (izquierda) junto a Carles Francino, en los estudios de la cadena SER.

Curtido en los guiñoles de Canal +, Martínez es el timonel de Todo por la radio. Se ocupa de la actualidad. O sea, de sacarle punta a las noticias y mirar por el retrovisor para poner en evidencia a sus personajes favoritos: los políticos. “Vivimos atropelladamente y parece que lo que se dice caduca en pocas horas”, observa Martínez. Ejemplo práctico: “Al día siguiente de llegar al Gobierno, el PP comenzó a incumplir su programa electoral”. Su tarea es relacionar lo que se dice ahora y lo que se dijo la semana pasada o hace un año. “Los políticos son una mina. Cuando Rajoy afirma que los papeles de Bárcenas no son verdad, salvo alguna cosa, o cuando Cospedal explica la indemnización en diferido del extesorero del PP es algo insuperable”, dice Martínez, que no oculta su debilidad por Montoro. “Es un crac”. A Xavi Puig (creador de El Mundo Today junto a Kike García) le fascina el plasma de Rajoy. “En sí mismo es un chiste”.

Martínez ha llegado a la conclusión de que la política tiene una gran dosis de escenificación y que los políticos tienen “una relación oblicua” con la verdad. Y es fijándose en los pequeños detalles, esos que pasan inadvertidos en las crónicas convencionales, como va trazando el relato. Las dudas, los balbuceos, las confusiones... Descodifica la información poniendo el foco en el contenido y también en la música. Y todo a un ritmo trepidante. Hay que encajarlo todo (unos 100 efectos diarios, 17.000 al año, 85.000 desde que empezó el espacio) con la precisión de un cirujano, tarea que ejecuta Álex Pinacho, encargado de buscar frases, músicas, fragmentos de cine...

Los políticos son una mina para quienes se dedican a la sátira

Coronas lleva cinco años en Todo por la radio. Tiene sus propias microsecciones: Canciones satánicas, que nació para un día y lleva ya cuatro años, y Los inventos que no (que no funcionaron), como ese que ideó Feijóo para enmarcar fotos. El humorista aragonés asegura que siempre ha tenido “carta blanca” en la SER para trabajar. Algo bien distinto de lo que le ha ocurrido en algunas incursiones catódicas —“tener libertad en televisión es noticia”—.

Íñigo Espinosa, Javier (Nane) Hernández y Armand Anjaumà se conocieron hace 15 años en una escuela de radio. Empezaron en Onda Rambla (la emisora de Luis del Olmo) y querían llamarse Protagonistas Secundarios porque salían al aire justo después de Protagonistas. “Un año después nos llamó Gemma Nierga. Le llevamos una casete y al día siguiente estábamos en la SER. Tuvimos nuestro primer contrato. Pasamos de la quinta división a la primera”, recuerdan. En Radio Barcelona cuentan con un programa propio (“muy descargado en Internet”, avisan). En su sección pretenden hacer una radiografía de lo que pasa “para que nos enteremos de cómo nos toman el pelo”. Aunque lo suyo no es estar pendiente de la actualidad sino utilizarla como excusa para hacer humor absurdo. “Nos reímos de nosotros mismos, de nuestras creencias o de nuestro equipo de fútbol porque el humor es siempre una vía de escape, un mecanismo de defensa. Y es aún más necesario en tiempos de crisis, para dar salida a la mala leche”.

Toda la ‘troupe’ se trasladó

en bloque a la tarde con

Carles Francino

Especialistas Secundarios creen que Toni Martínez lo tiene más fácil porque los políticos españoles son oro puro (“Billy Wilder hubiera dado un dedo por conocerlos”). Ellos prefieren fijarse en la gente de la calle. Y, como Coronas, abominan de la televisión. “Es la esclavitud de las audiencias al minuto. La radio es mejor. No te tienes que maquillar. Abres la boca y ya está”.

Puig y García se conocieron estudiando Filosofía y Comunicación. Empezaron en una página web, escribiendo noticias falsas, algunas de las cuales les acarreado más de un susto. Los abogados de ciertas marcas comerciales les obligaron a retirar varios textos. Con todo, sus gags no son ofensivos ni caen en el mal gusto. “Hacemos humor de traje y corbata. Atemporal. Aspiramos a que un titular de hace dos años pueda funcionar hoy”. Aterrizaron en la radio de la mano de Juanra Bonet y Coronas. “De un día para otro, sin hacer siquiera un piloto, nos tiramos al ruedo”. Lo suyo es una metralleta de chistes, un derroche de bromas a toda velocidad. “Especialistas se ponen nerviosos. Dicen que con un titular nuestro harían 20 minutos de radio”.

Tanto El Mundo Today, que tiene su propio programa los domingos en la SER, como el resto de los humoristas forman parte de un show que no podría funcionar sin la complicidad de Francino, que no se libra de las mofas. El resultado es un espacio coral tan ensamblado que no se nota que la mitad del equipo está en Madrid y la otra mitad en Barcelona.

Equipo del espacio Todo por la radio de la SER. Arriba, en los estudios de Barcelona. A la izquierda, Francino (derecha), en Madrid. / m. minocri / s. sánchez