Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un hombre acepta seis meses de cárcel por una agresión racista durante un partido de fútbol

El condenado insultó e intentó agredir a un jugador del equipo contrario junto a otras 20 personas

Fachada de la Ciudad de la Justicia en Barcelona, en el distrito de Sants-Montjuïc
Fachada de la Ciudad de la Justicia en Barcelona, en el distrito de Sants-Montjuïc

El autor de una agresión racista en un partido de fútbol en la Zona Franca de Barcelona en 2016 ha aceptado este martes, a petición de la Fiscalía, una condena de 6 meses de cárcel, una multa de 1.680 euros y una indemnización a la víctima de 500 euros. La petición inicial de la Fiscalía era de dos años de cárcel más diversas multas, pero antes de la celebración del juicio el fiscal ha hecho una propuesta de conformidad al acusado, Kilian R, consistente en rebajar su petición a seis meses de cárcel y una disminución considerable de las multas que se solicitaban, que este ha aceptado.

Los hechos se remontan a un partido de fútbol celebrado en noviembre de 2016 en el campo de fútbol "La Bàscula" del distrito de Sants de Barcelona. Según el relato de la fiscalía, el acusado, que jugaba en el equipo de la Zona Franca, increpó durante el partido a un jugador de raza negra del equipo contrario, "La Muntanyesa", con expresiones racistas.

Al terminar el partido, el acusado, acompañado de un grupo de 20 personas, trató de agredir al jugador, esperándole al salir del vestuario armados con piedras, palos y barras de hierro. La agresión no se consumó porque algunas mujeres del público que habían acudido al encuentro introdujeron rápidamente a la víctima en un coche con el que huyó del lugar, al que el acusado lanzó tres piedras causando desperfectos en el vehículo e insultando a la víctima.

En el acto de conformidad celebrado este miércoles por la mañana en la Audiencia Provincial de Barcelona, el acusado ha reconocido los hechos ante el juez y ha aceptado la condena de seis meses de cárcel, una multa de 1.680 euros, una indemnización de 500 euros a la víctima y el pago de los desperfectos del vehículo a la aseguradora que corrió con los gastos de la reparación.

Ante la conformidad de todas las partes, el juez ha dictado la sentencia en la vista de forma anticipada y ha decidido suspender el cumplimiento de la pena de seis meses de cárcel dada la falta de antecedentes penales del acusado y tras dar este su compromiso de pagar las multas impuestas.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >