Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La comunidad internacional avisa de que no reconocerá la independencia de Cataluña

EE UU, México, Francia, Italia y la Unión Europea reafirman su apoyo al Estado de derecho en España

Luis Videgaray, ministro de Exteriores de México, este martes.
Luis Videgaray, ministro de Exteriores de México, este martes.

El día en el que el presidente catalán, Carles Puigdemont, ha proclamado la independencia para dejarla en suspenso de inmediato, la comunidad internacional ya ha avisado de que no reconocerá una decisión unilateral de Cataluña. Los ejecutivos de EE UU, México e Italia han sido varios de los primeros en rechazar esta situación y en apoyar el Estado de derecho en España. Sus voces se suman a la del primer ministro francés, Emmanuel Macron, y a la del presidente del Consejo Europeo, el polaco Donald Tusk, que este martes también han descartado una mediación entre el Ejecutivo central y el catalán.

La portavoz de la Casa Blanca, Sarah Sanders, ha indicado este martes que la posición de EE UU respecto al conflicto catalán no ha cambiado desde que el presidente norteamericano, Donald Trump, afirmara el pasado 26 de septiembre que "sería una tontería que Cataluña no siga en España". "No hay nada diferente en lo que el presidente dijo cuando estuvo aquí hace un par de semanas", ha añadido en referencia al apoyo que dio Trump al presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, en su última visita a Washington. Sanders ha evitado inmiscuirse cuando se le ha preguntado si la Casa Blanca apoya un diálogo entre el Ejecutivo central y el autonómico: “Eso es algo que debe decidir la gente de España y de Cataluña, pero nuestra posición es todavía consecuente con lo que el presidente [Trump] dijo hace un par de semanas”.

El Ejecutivo mexicano, en boca de su canciller, Luis Videgaray, también ha anunciado que no reconocerá a Cataluña como un Estado independiente si así lo decide de manera unilateral el Gobierno catalán, informa Efe. "Si a pesar del diálogo político, el Gobierno catalán declara unilateralmente la independencia, el Gobierno de México, en apego al derecho internacional, no reconocerá a Cataluña como un Estado independiente", ha advertido el titular de Exteriores durante una comparecencia ante el Senado.

Videgaray también ha dicho que su país ha seguido cuidadosamente los recientes acontecimientos en la región y ha lamentado los hechos de violencia registrados durante el referéndum ilegal del pasado 1 de octubre. "La violencia nunca debe ser el camino para la solución de las controversias", ha dicho Videgaray, quien se ha pronunciado a favor de una solución pacífica por la vía de la legalidad en la que todos los involucrados superen sus divisiones con pleno respeto a la Constitución española y a las instituciones del Estado.

El ministro de Exteriores de Italia, Angelino Alfano, ha ido un paso más allá en el tono y ha tachado de "inaceptable" la declaración de independencia del Gobierno catalán. El ministro ha señalado en un comunicado, recogido por Europa Press, que desde el Ejecutivo italiano se ha instado a la Generalitat a "participar en un proceso constructivo con Madrid" de acuerdo con la Constitución. "Expresamos nuestra confianza en la capacidad del Gobierno español para proteger el orden constitucional y la legalidad y para garantizar el respeto de los derechos de todos los ciudadanos", ha añadido.

Bruselas rechaza mediar en el conflicto

Aunque el presidente Puigdemont ha solicitado la mediación de la UE en un intento por acabar de internacionalizar el proceso, la respuesta inicial de Bruselas sigue siendo la misma: la situación en Cataluña es un asunto interno de España y la UE solo mediará si Rajoy se lo pideEl polaco Donald Tusk, presidente del Consejo, ha ratificado la posición este martes. En un tono solemne, ha hecho un llamamiento a Puigdemont para evitar una declaración de independencia "que imposibilitaría el diálogo".

En la misma línea se ha manifestado el presidente francés, Emmanuel Macron. El jefe del Elíseo ha rechazado este martes de forma tajante una posible mediación europea para resolver la crisis catalana. “Si intervenimos, damos la razón al que no respeta la regla del derecho”, ha dicho en un coloquio en Fráncfort. El presidente francés también ha mostrado su confianza en que el conflicto en Cataluña se resuelva pacíficamente.

Esta pieza se ha elaborado con información de Claudi Pérez, Marc Bassets y Joan Faus.

Más información