Colau reclama a Barcelona Regional 589.000 euros de una subvención de Trias

El Gobierno municipal propone una comisión de investigación y estudia personarse en la causa penal

El exalcalde Trias charla con el exconcejal Vives.
El exalcalde Trias charla con el exconcejal Vives. Albert Garcia

El actual gobierno del Ayuntamiento de Barcelona pedirá a Barcelona Regional --cuya gestión ha puesto en duda desde que llegó al gobierno en 2015-- que le devuelva 589.000 euros de una subvención de 1,3 millones de euros que el exalcalde Xavier Trias otorgó a la agencia metropolitana. Fue cuando la dirigían los exresponsables de Urbanismo, Antoni Vives y Willy Müller, que no justificaron en qué los gastaron.

Además, tras concluir las investigaciones sobre la gestión de Barcelona Regional, el actual ejecutivo de la alcaldesa Ada Colau propondrá a los partidos del consistorio la creación de una comisión de investigación de la gestión del organismo durante el mandato pasado. La creación de la comisión debería aprobarse con mayoría del pleno. Y estudia también personarse en la causa penal abierta por la fiscalía por la presunta contratación irregular de dos altos cargos.

Más información

Barcelona Regional, en la que el Ayuntamiento y el Área Metropolitana tienen más de la mitad de la participación, solicitó durante el mandato pasado una subvención al entonces gobierno del alcalde Xavier Trias. La subvención, de 1,3 millones fue concedida en 2012 para proyectos de asesoramiento en el ámbito del urbanismo de Barcelona y se aprobó mediante un decreto de alcaldía, pese a que en los estatutos de BR no figura la posibilidad de que la agencia pida subvenciones. Así lo han explicado este martes los tenientes de alcalde Janet Sanz y Jaume Asens.

Cinco años más tarde, las investigaciones de la Oficina de Transparencia, la intervención y los servicios jurídicos del Ayuntamiento han llegado a la conclusión de que buena parte de la subvención se empleó en proyectos que resultaron "ruinosos", en palabras de Asens. El responsable de la Oficina de Transparencia, Joan Llinares, ha explicado que el Ayuntamiento pedirá a BR que devuelva a la tesorería del Ayuntamiento 589.000 euros.

Asens ha afirmado que las investigaciones realizadas hasta la fecha demuestran que la Dirección de BR, con Antoni Vives como presidente del consejo de administración y Willy Müller como director, "tuvieron una actuación opaca, de espaldas a la ciudadanía, al Ayuntamiento y al consejo" de la agencia. "Realizaron actuaciones ajenas al objeto y competencias de BR y se hicieron trabajos que no se sustentan con ningún convenio de ninguno de los entes que integran BR", entre los que también figura el Puerto de Barcelona. Sobre la subvención concreta de 1,3 millones, ha afirmado que el último informe del interventor apunta a que su destino "no corresponde a la función de BR ni a los encargos del Ayuntamiento".

El informe habla de proyectos internacionales de "naturaleza ruinosa", ha explicado Asens. En concreto, las actividades no justificadas estarían vinculadas con la filial BCNSUS, que ya ha sido liquidada, en países como Brasil o Rusia, "que no podían entenderse como realizadas con esta subvención" ha apuntado Joan Llinares. Llinares ha explicado que esta empresa tenía gastos e ingresos justificados en el ámbito internacional de promoción urbanística y la arquitectura hasta 2012. "Pero la auditoría ha detectado que hubo un momento en que se produjeron más gastos que ingresos, y se generó un déficit que se acabó cargando en las cuentas de BR. Hemos llegado a la conclusión de que estos gastos fueron neutralizados con parte de la subvención de 1,3 millones".

Al llegar Colau al Gobierno, en el verano de 2015, apartó a la cúpula de BR, encargó una auditoría para analizar posibles irregularidades en la gestión y llevó sus conclusiones a la Fiscalía, que se ha querellado contra el exteniente de alcalde Antoni Vives por presuntamente enchufar a dos altos cargos.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50