Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Quedada de gastrónomos

El Salón de Gourmets, relevante encuentro gastronómico, cumple tres décadas atrayendo a Ifema a casi 1.500 expositores, 80.000 visitantes y 35.000 productos

Juan María Arzak, Pedro Subijana y el reconocido chef francés Paul Bocuse, ideólogo de la nouvelle cuisine. Estos tres grandes de los fogones, acompañados de periodistas gastronómicos y algún que otro cocinero, se citaron en 1976 para organizar la primera mesa redonda relacionada con la cocina en España. "Fue un encuentro único; un intercambio de opiniones que dio paso a la aparición de movimientos como la nueva cocina española, que marcó el despegue de la gastronomía española", cuentan desde Club de Gourmets, organizadores del Salón de Gourmets, en Madrid (hasta el 7 de abril en Ifema). Se cumplen cuatro décadas de esa cita, celebrada poco después de la muerte del dictador Francisco Franco y que fue germen del efervescente interés por la gastronomía que se vive actualmente. En el Salón de Gourmet, que este año concentra a 1.420 expositores, 35.000 productos y más de 80.000 visitantes, han querido rendir un homenaje a esa primera reunión de gastrónomos.

"Las mesas redondas de gastronomía [como se denominó al encuentro de mediado de los setenta] dieron origen a congresos como San Sebastián Gastronomika o Madrid Fusión", resumen desde la organización del evento. El Salón de Gourmets se presenta como "el mayor evento europeo dedicado en exclusiva a los productos delicatessen, el escaparate anual más importante de alimentos y bebidas de alta gama". De ahí que dentro de la presente edición, que celebra su 30 aniversario, hayan querido organizar ese homenaje, Quinta Mesa Redonda Gourmets: 1976-2016, que tratará sobre gastronomía, el vino, la comunicación y, como no, los productos; "es una oportunidad para conocer las opiniones y experiencias a lo largo de 40 años de los mayores representantes del sector", animan a ir al encuentro (martes 5 de abril a partir de las 11.00) los organizadores. Juan María Arzak ya ha confirmado su asistencia; Subijana también. Así como Andoni Luis Aduriz, Fina Puigdevall o Ricardo Sanz, entre otros, que se unirán al coloquio.

Una báscula aparece solitaria en medio de uno de los stands que haya en Ifema. Junto a la balanza, esperan tres ruedas de gruyere así como otras variedades de queso con denominación de origen. "Cada una pesa unos 35 kilos" cuenta Frederic Corbacho, representante de Quesos de Suiza (Swiss Cheese Marketing). Las variedades de queso están preparadas para ejercer de contrapeso cuando un hombre, el ganador de una cata-competición, se coloque en uno de los platos. Va recibir su peso en queso: 93 kilos marca el fiel. Al queso se une una competición para elegir al mejor tirador de cañas de España (que, organizado por Estrella Galicia, celebró su tercera edición el 5 de abril); diversos talleres para "transmitir la importancia de los productos españoles"; una contienda de tapas; así como una hornada de premios. Actividades que deleitarán a los aficionados, aunque el público del Salón es eminentemente profesional con representantes de países como Suiza, Estados Unidos, Japón, México o Australia.

Entre aceites, con más de 400 referencias; conservas, como Frinsa; ultramarinos contemporáneos como Petra Mora así como decenas de delicatessen - el Grupo Delgado, especializado en estos productos, celebró con una selección de tapas su historia- pasan las horas en el Salón de Gourmets, que a medida que avanza el día va estando cada vez más lleno. Hace tres décadas, la primera edición del evento atrajo a 73 expositores y unos 8.000 visitantes; la presente cita ha multiplicado por diez esas cifras.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >