La Guardia Civil tiene ya un perfil de la madre del bebé abandonado

La mujer tiene entre 25 y 30 años, de complexión gruesa, morena y podría ir peinada con un moño

El equipo sanitario que asistió a la niña recién nacida encontrada en el cuarto de contadores de un edificio de Algete (Madrid).
El equipo sanitario que asistió a la niña recién nacida encontrada en el cuarto de contadores de un edificio de Algete (Madrid). Emergencias Comunidad de Madrid

La Guardia Civil busca desde el pasado miércoles a la mujer que abandonó a una niña recién nacida en un cuarto de contadores de un edificio en Algete. Los agentes se han centrado en localizar a una mujer de entre 25 y 30 años, de complexión gruesa, morena y que podría ir peinada con un moño, según la han descrito algunos testigos.

El hallazgo se produjo alrededor de las cuatro de la tarde, cuando un vecino del primer piso del número 6 de la calle de Pazos bajó de su vivienda por las escaleras y escuchó el llanto de un bebé dentro del cuarto de contadores. Este habitáculo, situado junto al ascensor, suele estar cerrado con llave, pero en esta ocasión tenía la puerta abierta. Cuando accedió al interior, se encontró con una niña recién nacida en el suelo. Estaba cubierta por una manta o una toalla.

El hombre llamó de inmediato al teléfono de emergencias 112. Los primeros en llegar fueron dos guardias civiles, ya que su cuartel se encuentra a unos 50 metros del lugar del hallazgo. Uno de los agentes se quitó su chaqueta y cubrió a la niña con ella. Los sanitarios del Summa apreciaron hipotermia leve en las manos y los pies del bebé. Había nacido hacía unas dos horas y todavía tenía el cordón umbilical. La trasladaron al hospital de San Sebastián de los Reyes.

Los agentes encargados de la investigación han interrogado a los vecinos de la zona, en especial a los del inmueble en el que estaba la pequeña. Los primeros datos aportados arrojan la descripción de la mujer. También creen que conocía perfectamente la zona, ya que sabía dónde podía ocultar a la pequeña. La madre puede ser acusada de los delitos de abandono de menores y de homicidio en grado de tentativa.

Fuentes de la Guardia Civil han explicado que, una vez que se localice a la madre, también se buscará al padre por si existe algún tipo de responsabilidad penal, sobre todo por si también participó en el abandono. En este caso también podría ser autor o cómplice de los mismos delitos.

La pequeña ha permanecido en la unidad de neonatos y será la Comunidad de Madrid la que se haga cargo de la guardia y custodia hasta que el juez que lleve el caso decida sobre su futuro. Algún familiar cercano, en especial el padre si no participó en el abandono, podría conseguir su tutela.

Sobre la firma

F. Javier Barroso

Es redactor de la sección de Madrid de EL PAÍS, a la que llegó en 1994. También ha colaborado en la SER y en Onda Madrid. Ha sido tertuliano en TVE, Telemadrid y Cuatro, entre otros medios. Licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid, está especializado en Sucesos y Tribunales. Además, es abogado y criminólogo.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS