Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ciutadans busca un perfil social para salir del debate identitario

La formación propone una dirección general de discapacidad y dependencia

Ines Arrimadas
Ines Arrimadas, candidata de Ciudadanos a la Generalitat.

Ciutadans quiere alejarse del debate identitario que monopoliza la campaña para las elecciones del 27-S. La candidata Inés Arrimadas ha cancelado esta semana actos previstos en su agenda de campaña para reunirse con entidades sociales. Este lunes ha estado con Cocarmi, la federación de asociaciones de personas discapacitadas en Cataluña, y ha prometido crear una dirección general de discapacidad y dependencia.

La candidata ha explicado que en la reunión con las entidades han comparado las propuestas que estas hacen con su programa. Arrimadas ha reconocido que, aunque no todas coinciden, sí han llegado al acuerdo de que “las batallas políticas entre administraciones terminan afectando a las personas”.

Antonio Guillem, presidente de Cocarmi se ha quejado de la falta de financiación durante esta legislatura por parte de la Generalitat que, según él, les ha llegado a adeudar 89 millones de euros en ayudas. “Es verdad que no llega el dinero que tiene que llegar de Madrid, pero también es verdad que no se prioriza el gasto en Cataluña”, ha explicado. La número 1 de Ciutadans, encantada con la coincidencia con su discurso de que la Generalitat “no prioriza y gasta mucho en televisiones y duplicidades”, ha aprovechado para apelar a la reforma del sistema de financiación que tiene su partido, que propone blindar para políticas sociales parte de la transferencia de dinero del Estado a las Comunidades Autónomas.

En los actos de campaña de Ciutadans han predominado los encuentros con empresarios donde han preferido explicar su programa económico. Los debates con otros candidatos han sido protagonizados siempre por el asunto de la permanencia de Cataluña en España y la UE. El equipo de la candidata tenía hoy previsto un paseo con militantes por Sant Feliu de Llobregat que se cambió por la reunión. El jueves había previsto otro en Sitges que tampoco se hará finalmente.

Más información