Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Supremo ordena rehacer la sentencia de los Casuals valorando a nuevos testigos

La Audiencia de Barcelona impueso penas a varios integrantes de la banda, entre ellos a su líder

El Tribunal Supremo (TS) ha ordenado a la Audiencia de Barcelona que redacte de nuevo la sentencia en la que condenó a varios miembros de los Casuals para que ahora dé valor probatorio a la declaración incriminatoria de algunos testigos en la fase de instrucción, que luego se retractaron en el juicio.

En una sentencia, el Supremo da la razón a la Fiscalía, anula el fallo inicial y ordena a la sección quinta de la Audiencia de Barcelona que redacte una nueva resolución teniendo en cuenta como prueba las declaraciones que hicieron algunos testigos en fase de instrucción sin los abogados
de los acusados.

Tras un macrojuicio de varias semanas, la sección quinta de la Audiencia de Barcelona condenó en junio del pasado año a varios miembros de los Casuals -la rama más violenta de los Boixos Nois-, entre ellos a su líder, Ricardo Mateo López, que fue condenado a 12 años y 8 meses por varios
delitos relacionados con robos, tráfico de drogas y palizas en discotecas y locales de ocio nocturno. La sentencia rebajó notablemente la petición del fiscal, que solicitaba casi 120 años de cárcel para una treintena de miembros de los "Casuals".

En la sentencia, la sección quinta no dio validez probatoria a la versión incriminatoria de algunos testigos porque en el juicio se retractaron de su declaración en fase de instrucción, donde comparecieron sin la presencia de los abogados de los acusados porque la causa estaba declarada secreta.

El Supremo anula el fallo emitido el pasado 12 de junio y ordena a la misma sección de la Audiencia que redacte una de nueva, teniendo en cuenta estas declaraciones, en base a su propia "soberanía" para extraer de ellas las conclusiones acreditativas que consideren oportunas en relación con la acusación. Según el Supremo, los magistrados de la sección quinta de la Audiencia de Barcelona tienen que dictar una nueva resolución "con la lógica libertad de criterio para ello, pero incluyendo en todo caso la valoración probatoria del material (las testificales) y respecto de aquellos hechos que pudieran verse afectados por la misma".

En el fallo condenatorio, la Audiencia de Barcelona consideró probado que los "Casuals" acusados se lucraron con el tráfico de drogas y la extorsión en locales de ocio y se asociaron entre 2006 y al menos 2010 para lograr mediante el empleo de la intimidación o la violencia influir en la declaración de testigos para evitar la persecución penal y así, actuar con impunidad.

En la recta final del juicio, un grupo de "casuals" se enfrentó a golpes con los Mossos d'Esquadra que los custodiaban en plena sala de vistas, lo que comportó que un juez de Barcelona es abriera diligencias por desórdenes públicos y lesiones.

Más información