Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

“Sufrí erosiones y hematomas en las muñecas”

Tres menores ratifican sus denuncias ante el juez y afirman que sufrieron abusos sexuales del profesor del Valdeluz durante años

De izquierda a derecha, Andrés Díez, Juan José de Cossío y Eustaquio Iglesias.
De izquierda a derecha, Andrés Díez, Juan José de Cossío y Eustaquio Iglesias.

Tres menores, estudiantes del colegio concertado Valdeluz Agustinos, han ratificado esta mañana ante el titular del Juzgado de Instrucción número 13 de Madrid, Hermenegildo Barrera, la denuncia contra el profesor del centro Andrés Díez Díez por supuestos abusos sexuales, según han confirmado fuentes judiciales. Una de las menores ha asegurado que tuvo que ir varias veces al médico: “Sufrí erosiones y hematomas en las muñecas”. El docente, que se encuentra en prisión provisional comunicada y sin fianza, acumula ya 15 denuncias por delitos sexuales. 

Las menores han declarado junto con sus padres y con un equipo psicosocial, junto con el magistrado, el fiscal y las partes personadas en el caso. Los supuestos abusos sexuales se producían, según han declarado las menores, tanto en la escuela de música (han citado el aula 6 de la academia Melodía Siglo XXI). De hecho, las tres jóvenes hablaron entre ellas y solicitaron incluso el cambio de clase. 

Los hematomas y las erosiones se las producía, supuestamente, el profesor en las muñecas y en los codos a consecuencia de los agarrones que le hacía Andrés Díez al negarse a que le tocara durante las clases de piano. La excusa que siempre daba para justificar las lesiones es que se caía, en especial, cuando acudía al pediatra. Entonces tenía 12 años.

Una de las jóvenes ha explicado que tuvo la intención de denunciar a Andrés Díez pero que no lo hizo ya que tenía miedo de que le dijeran a su padre que la maltrataba sexualmente. Las denunciantes también han afirmado que el imputado era muy buen profesor y que no querían que tomaran medidas contra él.

El próximo lunes está previsto que declaren ante el magistrado Barrera, el exdirector del colegio Valdeluz, Eustaquio Iglesias, y el exjefe de estudios, Juan José de Cossío. Ambos cesaron en sus cargos, tras ser detenidos por la policía por encubridores. La declaración de Cossío fue determinante, ya que aseguró que sabían de los presuntos abusos sexuales de Díez, pero que no tomaron ninguna medida para evitarlo. De hecho, llegó a arrepentirse de no haberlo hecho. El lunes también declarara otra de las jóvenes denunciantes.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram