Empleo dice ahora que el 91% del dinero de su plan va a parados sin prestación

La consejería responde con una verdad a medias a una nueva crítica de CC OO por discriminar a los desempleados más precarios

La Consejería de Empleo asegura que el 91% del dinero del plan de empleo "beneficiará a parados sin prestación", pese a que el propio departamento reconoce que sólo dos programas de formación, que suman 37 millones (el 22% del total) se dirigen específicamente al los desempleados más precarios. Esta es la peculiar forma de entender el reparto de los fondos de ese plan (de168 millones) que aduce la consejería de Ana Isabel Mariño, ante una nueva crítica de CC OO por lo que el sindicato considera una nueva discriminación de los parados sin prestación.

La semana pasada se conoció que la Comunidad ha ordenado priorizar a los que sí cobran ayudas a la hora de ofrecerles los puestos de trabajo que lleguen a las oficinas regionales. Empleo asegura que sólo se hace en cuatro, dentro de un plan piloto, pero tanto los sindicatos como la propia patronal rechazan esa práctica. En la Comunidad de Madrid más de la mitad de los parados carecen de ayudas.

El sindicato denunció esta mañana un programa para "recualificación profesional" para desempleados en trabajos de colaboración social, dirigido solo a los que cobran prestación. CC OO reconoce que este tipo de programas no es nuevo (el real decreto que lo regula es de 1982) pero afirma que no se hacía "desde hace muchísimos años", según explica la responsable de Empleo del sindicato, Mari Cruz Elvira.

Además de la escasa formación que se ofrece a estas personas (60 horas en seis meses), Elvira entiende que se pueden cubrir puestos estructurales de los ayuntamientos poniendo en grave riesgo la estabilidad del empleo ya que la orden permite solicitar hasta 100 personas por municipio. Recurrir a estos desempleados resultará más barato que contratar, ya que la Comunidad sufraga solo la diferencia entre la prestación que reciban y el sueldo normal del puesto de trabajo.

Frente a esta crítica, la consejería responde que estos programas de colaboración social se realizan en otras comunidades como Andalucía y Cataluña, pero va más allá y sostiene que el 91% del plan de empleo beneficia a parados sin prestación. Pero solo porque no les excluye. Es decir, como solo el 9% del plan (15 millones, los que corresponden al programa de colaboración social) se destina solo a parados con prestación, sostiene que todo el resto beneficia a los más precarios "con medidas como la mejora de la intermediación laboral, el fomento de la contratación, el refuerzo de la formación de los desempleados, las ayudas a emprendedores y la integración laboral de personas con discapacidad".

Empleo añade que ya ha puesto en marcha una tercera parte de las medidas del plan anunciado en febrero. Entre ellas, 26 millones de euros para el fomento de la contratación, especialmente de jóvenes y mayores de 45 años; créditos de hasta 25.000 euros para emprendedores; el primer Centro de Emprendedores de la Comunidad de Madrid, situado en Getafe; un Plan Piloto en cuatro oficinas de Empleo para la mejora de la intermediación laboral y ocho millones de euros para formación remunerada de parados en empresas. Todas esas medidas van dirigidas indistintamente a parados con o sin prestación. La única específica para los más precarios, dos líneas de formación con 37 millones de euros, se pondrá en marcha, según la consejería, en los "próximos días".

 

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción