Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Generalitat rechaza el plan del ministro por ser “preconstitucional”

El Ejecutivo de Mas niega que la escuela catalana sea un foco de independentismo

La Generalitat rechaza el plan del ministro por ser “preconstitucional” Ampliar foto

La intención de “españolizar” a los alumnos catalanes expresada por el ministro de Educación se sumó ayer a toda velocidad a la larga lista de argumentos que los partidos nacionalistas catalanes utilizan para defender sus tesis soberanistas. Inmerso ya en la precampaña electoral del 25 de noviembre, el Gobierno catalán tachó de “preconstitucional” el discurso de José Ignacio Wert al tiempo que negaba en redondo que las escuelas catalanas sean un foco de irradiación independentista. La consejera de Educación, Irene Rigau, aseguró que lo que busca el Gobierno central es “una escuela con ámbitos identitarios españoles y en lengua castellana”, una “involución”, que dijo, piensa combatir.

La Generalitat entiende que las críticas de Wert a la “minimización” de aspectos comunes de la historia de España y Cataluña no están fundados porque los currículos se hacen siguiendo tanto el decreto del ministerio como el de la Generalitat. Rigau ejemplificó así: “En segundo de Bachillerato enseñamos Historia de Cataluña e Historia de España, y también lo completamos con Historia Contemporánea, que Wert hace desaparecer”. Rigau considera que existe una “ofensiva para cambiar el modelo de Estado” que comienza con la educación.

Las críticas del ministro a la escuela catalana se habían centrado hasta ahora en cuestiones lingüísticas. El Gobierno de CiU siempre había sorteado estas críticas esgrimiendo los resultados de la Evaluación General de Diagnóstico que hace el Ministerio de Educación y que ratifica que los alumnos catalanes de Secundaria tienen un nivel de castellano ligeramente superior a la media nacional. En cualquier caso, las palabras de Wert sirvieron ya ayer para insuflar más aire soberanista a la precampaña electoral. ERC tildó de “adoctrinadora y colonizadora” la actitud de Wert. Incluso el Partit dels Socialistes (PSC) concluyó que el ministro “no entiende nada”.

En cualquier caso, las palabras de Wert sirvieron ya ayer para insuflar más aire soberanista a la precampaña electoral. ERC tildó de “adoctrinadora y colonizadora” la actitud del ministro. La portavoz republicana Anna Simó aseguró que el Gobierno se encontrará con la insumisión de ERC si promueve “leyes orgánicas recentralizadoras y homogeneizadoras” que traten de imponer un modelo lingüístico en Cataluña diferente del actual.

El secretario general de ICV, Joan Herrera, considera que los planes del Gobierno son “una salvajada” y tildó las palabras del ministro de “lenguaje de otras épocas”. El dirigente ecosocialista considera que el ministro buscaba, ayer, “tapar con una cortina de humo la miseria de sus políticas de recortes”.

Incluso el Partit dels Socialistes (PSC) concluyó que el ministro no conoce la realidad catalana. El primer secretario del partido, Pere Navarro, lamentó la “barbaridad” del ministro. “Las palabras de Wert confirman que lo que el PP quiere es la recentralización de España, que busca una España uniforme. No entienden nada”, concluyó.