¿Son los manifestantes rebeldes los protagonistas del año 2011, como ha elegido Time?

Desde las revueltas de la primavera árabe a las manifestaciones contra la crisis en Atenas, desde Occupy Wall Street a los indignados de la Puerta del Sol, las protestas se han extendido y han reafirmado el papel de la sociedad civil. La suma de redes sociales y movilizaciones en la calle ha cambiado la agenda política. ¿Pueden trazarse rasgos comunes en estas manifestaciones? ¿Perviven estos movimientos más allá de las protestas concretas? ¿Son solo una respuesta a la crisis global?