Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

‘Las Meninas’ abandonan su cuadro para entretemiento de los niños

'La Bicicleta', compañía residente del Teatro Sanpol, presenta un montaje que juega con la realidad histórica y con la fantasía que surge de la relación entre los personajes

Las Meninas de Velázquez abandonan su cuadro para entretemiento de los niños. Los días 18, 19 y 25 de febrero (17:30 horas) y 26 de febrero (a las 12 y 17:30 horas) se podrá disfrutar del nuevo espectáculo de La Bicicleta, tras el gran éxito de Caperucita Roja, que han visto 25.000 espectadores. Las meninas, muy aburridas tras 360 años de encierro sirviendo y adulando a la caprichosa infantita y atentas a las órdenes y contraórdenes del exigente y excéntrico Velázquez, deciden atravesar el cuadro para conocer la realidad que se esconde ahí fuera. Nuestras protagonistas llevan más de tres siglos soñando con conocer Madrid, jugar y pasear por sus calles y disfrutar cantado y bailando por la ciudad. Ha llegado el momento y en su huida hacia adelante las decide perseguir la Infanta. Pero, ¿Qué pasa con Velázquez?, ¿Cómo conseguirá sus honores si sus musas se han escapado? Por supuesto, decide también seguirlas para intentar que vuelvan al cuadro. Las otras Meninas.

En su camino hacia la capital, nuestros protagonistas irán conociendo las otras Meninas que ha dado el arte. Velázquez seguirá a Las Meninas de su cuadro y admirará las versiones que hicieron de su obra pictórica Goya, Picasso, Dalí y Botero. De esta forma, esta nueva obra del teatro de la Plaza de San Pol de Mar se convierte en una verdadera lección de arte para grandes y pequeños.

La Bicicleta, compañía residente del Teatro Sanpol, presenta un montaje que juega con la realidad histórica y con la fantasía que surge de la relación entre los personajes de la famosa obra pictórica, mezclando interpretación, proyecciones, música, baile y también pintura, unas artes que darán pie a una divertida y sorprendente historia apta para grandes y pequeños. Un acercamiento lúdico a una obra universal. Ana María Boudeguer, directora del espectáculo comenta que: “La idea de plasmar la pintura en una obra de teatro para niños nos atrajo y nos planteó un enorme reto: lograr un acercamiento vivo y lúdico a esta obra magistral”.

Para ello quisieron indagar en el momento vital en el que están las protagonistas del cuadro, la infancia. Ellas absortas en una etapa llena de risas, como es la infancia, viven de espaldas a su propia realidad. Esa que viene marcada por otros, que marcarán su destino. En ese cuadro que las retrata nos encontramos al propio Velázquez: “Un pintor que se pinta a sí mismo quizá para lograr el reconocimiento de su pintura como arte, en una época en la que a pesar de su excelencia era considerada tan solo como una técnica artesanal”.

Velázquez en primera persona

“Interpretar a Velázquez en la obra de las Meninas requiere un viaje a través del espacio y el tiempo, descubriendo otras formas de arte, desde su propio tiempo el barroco, pasando por la pintura de Goya, el cubismo de Picasso, el surrealismo de Dalí, hasta la época mas contemporánea como la pintura de Botero. Lejos de rechazar las nuevas formas, Velazquez queda fascinado con las versiones de sus meninas de Picasso o Dalí. En un momento de la obra dice:

'A mis ojos, estos, mis seguidores, son grandes creadores, porque no pintan las cosas como son ni tan siquiera como las ven, sino como ellos las sienten'.

Creo que es una bonita forma de acercar a los niños la pintura y el arte en general, pues todo se encuadra en una trama de aventuras, puesto que las meninas cobran vida y deciden escapar del cuadro.

Quién sabe, quizá los niños cuando vayan a visitar el museo del Prado tengan una visión mas divertida e imaginativa y sepan que el arte y la cultura en general no tienen que ser aburridos”.

Próximos estrenos en Sanpol

Aladino y la lámpara, Los Tres Cerditos y El Libro de la Selva, próximas citas en el Sanpol. Este espacio escénico no deja de sorprender al público con nuevas propuestas tanto propias, a través de su compañía La Bicicleta, como de prestigiosas compañías invitados. En marzo vuelve El Libro de la Selva, una producción de la Compañía Pepe Ferrer que ha sido un gran éxito a su paso por el Sanpol hace unas semanas. También volverán para despedirse por ahora del teatro Los Tres Cerditos, espectáculo del que ya os hablamos hace unos meses.

Aunque, sin duda, la llegada del musical Aladino y la lámpara, una de las Joyas de la Corona de la Compañía La Bicicleta, centrará el interés de grandes y pequeños. Este espectáculo estrenado ya en 2008 con gran éxito regresa renovado con un equipo de gran calidad, sello de garantía de esta particular factoría de sueños instalada en la madrileña Calle San Pol de Mar. Las páginas de esta historia se desplegarán en el Sanpol del 18 de marzo al 9 de abril de 2017. Deseo concedido.

Puedes seguir De mamas & de papas en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.