Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los recién nacidos en Nueva Jersey duermen en cajas

El Estado es el primero de EE UU en implantar una técnica que se enfoca a reducir las muertes súbitas del lactante. Ya se hace en Finlandia

Niña duerme en caja.

Las autoridades de Nueva Jersey han decidido atajar las muertes prematuras del lactante. ¿Cómo? Imitando a Finlandia y entregando a los nuevos padres cajas con todo lo necesario para los nuevos recién nacidos. En ellas hay una cama segura para descansar y varias cosas de primera necesidad. El país finlandés que lleva usando este método desde la década de los treinta del pasado siglo XX, ha demostrado ser eficaz y Nueva Jersey ha decidido imitarlo, convirtiéndose en el primer Estado de Estados Unidos en ponerlo en práctica

“Cualquier padre o futuro padre con niños menores de tres meses tendrá acceso a un programa educacional online y una caja llena de objetos de primera necesidad que además sirve para que los recién nacidos duerman de forma segura”, explicaron las autoridades.

Caja para recién nacido.

Las cajas de cartón cuentan con un colchón firme; es resistente al agua y una sábana ajustable, además, de pañales, toallitas, crema, protectores mamarios, entre otros elementos de primera necesidad. El valor total es de unos 150 dólares. Se repartirán unas 105.000, según ha explicado la empresa fabricante, Baby Box Co. Para que los padres reciban la caja, deben registrarse en babyboxuniversity.com. Según la empresa, estos objetos también están accesibles para personas que vivan fuera de Nueva Jersey.

En las primeras dos semanas en que lleva en marcha el programa, unas 12.000 personas han hecho el curso online, según explica la empresa.

Evitar la muerte súbita del lactante

Cuando eres padre primerizo una de las cosas que más preocupa es cómo colocar al recién nacido en la cuna para así evitar, entre otras cosas, el temido Síndrome de Muerte Súbita del Lactante (SMSL), que se define como el fallecimiento repentino e inesperado de un niño menor de un año aparentemente sano. Suele darse con más frecuencia entre los dos y cuatro meses de vida y afecta más a los niños que a las niñas. Se estima que en España se dan unos 100 casos al año.

En EE UU se producen unas 3.500 muertes por SMSL y trastornos relacionados con el sueño, según datos Centro de Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés). “De estas, un 40% se debe solo a SMSL, donde el 25% de los fallecimientos son debidos a estrangulamiento o ahogamiento en la cama”, explica el organismo sanitario. En Nueva Jersey, el 93% de las muertes infantiles de 2016 se vinculó a cómo duerme el recién nacido, según el Departamento de Muerte Infantil de este Estado.

En una actividad conjunta, observada y guiada por el CDC, "el objetivo del uso de cajas va totalmente enfocado tanto a la reducción de estos fallecimientos en el país como en mejorar el cuidado de la salud de las familias”, añaden.

El fabricante, asentado en California, ha asegurado a varios medios locales que la medida continuará más allá de este 2017, basándose en las perspectivas de éxito para la salud de los futuros usuarios.

¿Por qué en cajas?

Los Institutos Nacionales de Salud de EE UU recomiendan que el pequeño debe dormir bocarriba ya que así se facilita la respiración y la capacidad de despertarse. También se aconseja incluso, inclinar un poco la cuna ya que puede hacer que el pequeño duerma mejor y que lo haga solo en su cuna. Puede compartir habitación, pero no cama (sobre todo si el niño ha sido prematuro o pesa menos de 2,5 kilos); la superficie debe ser firme. También debe usar chupete; los expertos creen que este permite que las vías respiratorias se abran más y que impide que el bebé caiga en un sueño profundo.

Parece que las cajas cumplen bastante estas características ¿Cuál será el siguiente Estado?

Puedes seguir De mamas & de papas en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información