CARTAS AL DIRECTOR

Parados, al monte

Leo en la prensa que el Gobierno obligará a los parados a realizar trabajos de limpieza y recuperación de las áreas calcinadas por los incendios. Oigan, qué idea más buena. Pero creo que se queda corta.

Veamos: ahora que sobran interinos en educación, enfermeras en la sanidad pública, dependientes y otros trabajadores por doquier, ¿por qué no obligar también a los profesores que se queden en paro a ayudar en las escuelas? ¿O a las enfermeras a hacer turnos gratuitamente en los hospitales? Fontaneros, periodistas, trabajadores varios: todo el que cobre una prestación, ¡a ayudar a la comunidad! De esta manera, además, incluso podríamos despedir a más gente manteniendo la calidad de todos los servicios públicos. Incluso, por qué no, obligar a hacerlo también a quienes nunca han trabajado o no tienen paga alguna. Al fin y al cabo, estas personas están usando las carreteras, los centros de salud, los centros sociales, todas las infraestructuras de nuestras ciudades sin colaborar en su mantenimiento.

Miedo me da esta clase política que considera a la persona en paro, no una persona, sino una mierda. Se les olvida que el parado que cobra un subsidio solo recibe lo que antes ya entregó a la sociedad. Se les olvida que el parado que cobra un subsidio lo que desea es tener un trabajo del que vivir. Y encima tenemos que oír continuamente que el modelo a seguir es la moderna China.

Verán, el modelo chino no es moderno ni novedoso. Se conoce desde hace muchos siglos. Se llama esclavitud.— Mª Isabel Álvarez Jiménez.

Otras noticias

Últimas noticias

Ver todo el día

Texas aconseja no viajar a México en las vacaciones de ‘spring break’

El Departamento de Seguridad texano afirma que siete de los ocho principales carteles mexicanos actúan en la frontera

La embotelladora de Coca-Cola comprará gasolineras de Pemex

FEMSA busca aprovechar la reforma energética de México para vender combustibles

La vida azotada por el viento

La pasión, el abandono y el perdón marcan ‘Los pasos que nos separan’, nueva novela de Marian Izaguirre ambientada en la convulsa Trieste de los años 20

EL PAÍS RECOMIENDA

La asfixia de Donetsk

Pilar Bonet Donetsk

El impago de las pensiones, las restricciones a la circulación y los daños del conflicto golpean a los civiles

Un parque en el infierno

En la colonia más peligrosa del DF se ha abierto por primera vez un parque. El objetivo: mejorar la convivencia

Lo más visto en...

» Top 50


Webs de PRISA

cerrar ventana